EFEAranda de Duero (Burgos)

El público que asista al festival de música Sonorama, que se celebrará del 12 al 14 de agosto en Aranda de Duero (Burgos), seguirá los conciertos sentado y en parcelas habilitadas en el recinto ferial permanente de la capital ribereña con una capacidad máxima de mil personas.

Unas condiciones que ha dado a conocer tanto la organización del evento, a través de las redes sociales, como el subdelegado del Gobierno en Burgos, Pedro Luis de la Fuente, incidiendo en forman parte de las medidas de seguridad puestas en marcha para evitar contagios por coronavirus.

"Para un evento que podía arrastrar 30.000 personas cada año, estamos hablando que este año se acercarán a las 3.000 personas que además lo harán en un entorno cerrado", ha señalado De la Fuente durante su estancia en Caleruega para participar en la inauguración de una muestra sobre Santo Domingo de Guzmán.

El subdelegado del Gobierno ha mostrado su preocupación por la posible llegada de visitantes a la capital ribereña sin entrada para el festival.

En este sentido, ha recordado que en cuanto a sus competencias, los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado "estarán pendientes y velarán por que todo fluya adecuadamente de acuerdo a la normativa".

Pedro de la Fuente ha adelantado que el próximo lunes se celebrará una Junta Local de Seguridad para concretar qué medidas se adoptarán para garantizar la seguridad durante el festival.

No obstante, ha recordado que es la Junta de Castilla y León la administración competente y la que tiene que activar a sus inspectores para vigilar que este acontecimientos se hagan de acuerdo a la normativa "fundamentalmente sanitaria". EFE

1011674

nlv/jcp

(foto)