EFEBurgos

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCYL), José Luís Concepción, ha pedido este viernes un refuerzo de los juzgados de lo Social en la comunidad autónoma para evitar un posible "riesgo de colapso" ante la avalancha de casos ligados al el coronavirus.

Durante la presentación de la memoria judicial de 2019 en Castilla y León, ha precisado que la Sala de Gobierno del TSJCYL ha remitido al Consejo General del Poder Judicial una petición "más específica de refuerzo" para los juzgados de lo Social en Burgos, Salamanca y Segovia.

Concepción ha expresado su confianza en que el Ministerio de Justicia autorice antes de primeros de septiembre la incorporación de un juez en comisión de servicios para cada uno de esos tres juzgados.

En este sentido, ha explicado que algunos juzgados como los de Burgos y Salamanca que resolvían los casos en un "plazo razonable" y aproximado de tres meses, han pasado ahora a una demora que oscila entre los ocho y los diez, lo cual a su juicio "ya requiere una solución urgente".

Además, la dotación de nuevas plazas y órganos judiciales que ha anunciado este año el Ministerio de Justicia para toda España "es insuficiente y aún más deficiente" en el caso de Castilla y León, ha añadido.

El presidente del TSJCYL ha recordado que para toda España se ha previsto veintitrés plazas cuando en 2019 se crearon setenta y cinco y, en el caso de Castilla y León, tres mientras que para este se prevé solo una o dos.

En este sentido, ha urgido también al Ministerio de Justicia a que se ponga ya en marcha el Juzgado de lo Penal Número 2 en Segovia aprobado el año pasado y que después se pospuso hasta el 31 de mayo de 2020 pero que, en este momento, aún no ha entrado en funcionamiento.

Entre las peticiones más apremiantes para Castilla y León, el presidente del TSJCYL ha destacado la necesidad de crear un nuevo Juzgado de Familia en Burgos y otro en Salamanca para que cuenten con dos específicos en esta materia al igual que ha ocurrido primero en Valladolid y después en León.

"Los juzgados de Familia de Burgos y Salamanca no dan abasto pese a las medidas de refuerzo que se están aplicando", ha detallado durante su intervención.

También ha lamentado la situación de los edificios judiciales de Valladolid y Segovia "que son ejemplos de lo que no debe ocurrir en el siglo XXI".

En cuanto a las cifras de resoluciones judiciales y asuntos nuevos registradas en 2019, Concepción ha destacado el aumento de asuntos nuevos que han pasado de 276.000 en 2018 a más de 277.000 en 2019, lo que supone un incremento de unos 1.300, que ha atribuido en su mayor parte al orden civil, sobre todo por asuntos relacionados con las claúsulas hipotecarias.

Aunque el nivel de asuntos en trámite se ha incrementado en 2019 en 3.200. hasta llegar a 107.400, ha resaltado el aumento de resoluciones que en 2019 fueron 274.000, 8.600 más que el año anterior.

Concepción ha insistido también en la "vocación y transparencia" que está demostrando el TSJCYL con programas como Educar en Justicia, para difundir conocimientos sobre el funcionamiento de la administración de justicia en los alumnos de ESO y Bachillerato, y con la aplicación del nuevo protocolo de comunicación del Consejo General del Poder Judicial.

Se ha referido además a la obtención del denominado Sello de comunicación responsable que el Colegio de Periodistas de Castilla y León ha concedido al TSJCYL, y la buena gestión de la comunicación en asuntos judiciales de una "gran importancia mediática" como el caso de la Niña Sara en Valladolid o el juicio a los tres exfutbolistas de la Arandina. EFE