EFEValladolid

La nieve irrumpirá de forma generalizada este fin de semana en Castilla y León, en todas las provincias menos en Valladolid, a partir de los 900-1.000 metros de altitud, con riesgo severo en la Cordillera Cantábrica desde este sábado, han informado fuentes de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

El norte de las provincias de León, Burgos y Palencia se encuentran este sábado en alerta naranja (máximo riesgo) a partir de los mil metros, mientras que las acumulaciones se producirán desde los 1.200.

El suroeste de León, en las comarcas de Ancares y La Cabrera limítrofes con Galicia, también está avisado por este riesgo severo, según las mismas fuentes.

La nieve se extenderá este próximo domingo al resto de las provincias de Castilla y León menos a Valladolid, a partir de los 900-1.000 metros y con acumulaciones desde los 1.000-1.200.

Las zonas alertadas con aviso amarillo (riesgo) son el norte y sur de Soria, el sistema de Gredos en Ávila, la comarca de Sanabria en el noroeste de Zamora, la sierra de Guadarrama en la franja sur de Segovia y la de Francia en el sur de Salamanca. EFE