EFEValladolid

Los empresarios de Castilla y León son, junto a los riojanos, los terceros más pesimistas en confianza empresarial del conjunto autonómico respecto al primer trimestre del 2020, con un descenso respecto al anterior del -2,8 por ciento, sólo por detrás de cántabros y baleares, que anotan caídas del 5,5 y 2,9, respectivamente.

Se trata del segundo trimestre empresarial en negativo en la Comunidad, tras la caída del 3,6 por ciento con el que el empresariado castellanoleonés cerró 2019, tras anotar un incremento del 4,9 en el tercero del año pasado, después de registrar caídas del 1,9 y 1,4 por ciento en los dos anteriores.

La confianza empresarial desciende en el primer trimestre de 2020 respecto al anterior en nueve comunidades y aumenta en ocho y los mayores incrementos son los de Aragón (2,1%), Extremadura (1,7%) y Canarias, Comunidad de Madrid y País Vasco (0,8% en las tres).

En el conjunto nacional, la confianza empresarial se desploma cuatro décimas, con un 15,2 por ciento de establecimientos empresariales que espera un trimestre favorable y un 21,1 que es pesimista respecto a la marcha de su negocio.EFE