EFESoria

La consejera de Educación de la Junta de Castilla y León, Rocío Lucas, ha apelado a la prudencia para decidir sobre la supresión del uso de las mascarillas en los escolares en los patios de colegios y ha recordado que los niños no pueden jugar manteniendo el metro y medio de distancia, que habría que guardar sin esa protección individual.

Tras decidir la Comunidad de Madrid quitar las mascarillas en los recreos, a preguntas de los periodistas sobre ese asunto, Lucas se ha remitido a la posición de la Junta expresada este jueves por su portavoz y vicepresidente Francisco Igea, y ha señalado que siempre se han mostrado partidarios de flexibilizar las medidas sanitarias en los colegios, "pero siempre y cuando se garantice la seguridad y se pueda compaginar con la educación".

En este sentido, se ha remitido al decreto ley que establece que en el ámbito interior de los colegios hay que llevar mascarilla y en el exterior se puede eliminar si se mantiene la distancia de metro y medio.

"Estamos hablando de patios donde los niños interactúan entre ellos. Estamos hablando de menores de 12 años que no están vacunados. Por tanto, el planteamiento de la Consejería de Educación y de la Junta es prudencia y que se aborden estas cuestiones en el ámbito del Consejo Interterritorial de Sanidad", ha argumentado.

Lucas ha asegurado que cuando se conozcan los ritmos de la vacuna en los menores de 12 años es cuando se podrán tomar estas medidas para suprimir las mascarillas en los patios escolares.

"No entendemos que se pueda jugar guardando la distancia de medio y medio. Los niños interactúan jugando con cercanía. Por eso seguimos apelando a la prudencia y a tener esa pauta de vacunación para los menores de 12 años", ha reiterado.

Por otra parte, ha advertido que el virus de la covid 19 sigue circulando, por lo que hay que seguir extremando las precauciones.

En el caso de Soria, en el colegio público Fuente del Rey hay cuatro profesores que han dado positivo y existe un aula en cuarentena, pero las 75 pruebas a niños han resultado negativas.

Lucas ha resaltado que este inicio de curso ha sido mucho más tranquilo, con una incidencia menor de la pandemia, gracias a la vacunación, lo que ha permitido tener "una vida casi normal". EFE

1010772

jch/mr