EFEValladolid

La 37ª edición de la concentración motera invernal "Pingüinos" se ha clausurado este domingo tras contabilizar 33.922 inscritos, que suponen un "récord inesperado", con un aumento muy significativo con respecto a la anterior edición, en la que hubo 30.470 participantes.

Según ha apuntado este domingo el tesorero del club Turismoto, organizador de la reunión, José Manuel Navas, el buen tiempo -aunque la pasada noche se alcanzaron temperaturas de siete grados bajo cero- ha permitido ese nuevo "hito" para la concentración motera, que aspira a llegar a los 40.000 inscritos en su edición 40.

Al menos, ese es el objetivo que ha planteado el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, quien ha asegurado que "Pingüinos se ha convertido en la meca de los aficionados a las motos, ese lugar al que hay que acudir, al menos, una vez en la vida, y hay que trabajar para que siga siendo así".

Además, tal y como ha destacado el regidor, "el futuro apuesta por una movilidad limpia e incluso se habla de que los vehículos podrán ir sin conductor, pero lo que seguirá habiendo será motoristas, con independencia del motor que impulse las motos, lo que garantiza el futuro de esta concentración, que es también el futuro de Valladolid".

Por este motivo, ha reiterado el apoyo y la apuesta del Ayuntamiento vallisoletano a la reunión motera "con esa especial atención a la calidad, a las mejoras de las instalaciones y accesos, para que los motoristas cada vez estén más cómodos y disfruten más de su estancia".

"Aquí se concentra el espíritu motero, el deportivo, la camaradería y las ganas de disfrutar y la solidaridad, valores todos ellos de los aficionados a las dos ruedas, que esperamos sigan viniendo a Valladolid para que todos podamos compartir esa experiencia", ha referido.

Esta 37ª edición se ha despedido con la entrega de los Pingüinos de Oro, que han recaído en la Fundación Mapfre, por sus 25 años de trabajo y dedicación a la hora de velar por la seguridad de los moteros, y en Álex Rins, piloto de Moto GP, que en el último Premio de Gran Bretaña logró imponerse al campeón de la categoría, Marc Márquez.

El galardón a la Fundación Mapfre fue recogido por Jesús Monclús, miembro del comité de Dirección de la entidad, quien ha insistido en la "prudencia" para alcanzar ese "objetivo cero" accidentes ya que, tal y como ha señalado "no se puede permitir que un motorista pierda cada día la vida en las carreteras españolas".

Rins, por su parte, se ha mostrado "muy agradecido" por el reconocimiento otorgado por "Pingüinos" y "orgulloso" de "formar parte de esta gran familia" y del palmarés de la concentración, a la que llegó en moto, pero de la que no podrá regresar en ella, tras las heladas registradas la pasada noche.

Aunque había un tercer pingüino de oro, que no se había querido confirmar hasta última hora, finalmente ha quedado desierto, puesto que el "campeón del mundo" que tenía que recibir dicho premio sufrió un accidente que le impedía acudir a la entrega de premios, y la presencia del galardonado es de obligado cumplimiento, con lo que "se le dará el próximo año", ha precisado Navas. EFE

1010588

mim/mr

(foto)