EFEValladolid

El capítulo de Sanidad se llevará 2.365 millones en las cuentas de 2021 de Castilla y León, con un gasto que supone el 7,5 por ciento del PIB regional, según el proyecto de ley de Presupuestos de la Comunidad presentado este jueves.

En rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno extraordinario que ha aprobado el proyecto de presupuestos, el primero del gobierno de coalición entre PP y Cs, y el primero de Alfonso Fernández Mañueco al frente de la Junta, se ha destacado que en Sanidad el objetivo de este ejecutivo bipartito era llegar al 7 por ciento del PIB y ya en estas primeras cuentas se llega al 7,5.

"Los presupuestos de los que se dicen más progresistas llegan al 7 por ciento del PIB y nosotros superamos el 7,5", ha defendido el vicepresidente de la Junta, Francisco Igea.

De los 9.782 millones de euros para actuaciones no financieras de todas las consejerías, el 80 por ciento se dedica a los servicios fundamentales, sanidad, educación y familia e igualdad de oportunidades, un 18,16 por ciento más respecto a los últimos aprobados en 2018.

Familia e Igualdad de Oportunidades gestionarán 1.081,27 millones, con 2.359,84 en educación.

Además, esas tres consejerías absorben el 90,08 por ciento de los gastos de funcionamiento, con el 87,96 de los gastos de personal, y el 94,98 de los gastos corrientes en bienes y servicios.

Esos 4.365 millones están por debajo de gasto real que prevé la Consejería para 2020, cifrado en 4.459 millones, que suponen 882 más de los previstos, con un gasto covid que llegará a los 370 millones a final de año, según detalló recientemente el secretario de ese departamento, Israel Diego.EFE