EFEValladolid

Toda Castilla y León está este martes en alerta por tormentas, lluvias, viento o calor extremo, especialmente las provincias de León, Zamora, Salamanca, Palencia, Valladolid, Ávila y el norte de Burgos donde el riesgo es importante, de nivel naranja.

Las máximas serán de hasta 40 grados en el norte de Burgos, con 39 en Treviño, y se registrarán asimismo tormentas acompañadas de rachas de viento muy fuerte de hasta 80 kilómetros por hora y lluvias que acumularán hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora.

La alerta por tormentas es naranja, de riesgo importante, en la zona de la Cordillera Cantábrica y en la Meseta de León, en toda la provincia de Palencia, la de Valladolid y la de Ávila y la de Zamora, así como en la Meseta y el Sistema Central de Salamanca.

Con la alerta naranja hay riesgo de fenómenos meteorológicos no habituales y con cierto grado de peligro para las actividades usuales, y con la amarilla no existe riesgo meteorológico para la población en general, aunque sí para alguna actividad concreta.

El resto de la Comunidad está en alerta amarilla por lluvias, viento y tormentas.

Las tormentas se prevén a partir de las dos de la tarde y hasta las diez de la noche e irán asociadas con rachas de viento y lluvias.

El calor se mantendrá una jornada más en la Comunidad, con entre esos 40 grados en el norte de Burgos, 37 en Valladolid y 36 en la meseta de Palencia.EFE