EFESoria

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, ha anunciado un aumento de la vigilancia en las carreteras y de las campañas de sensibilización de los riesgos de no respetar las normas al volante, tras el incremento "significativo" de accidentes mortales en los cinco primeros del año, con especial incidencia en Soria, que acumula el 21 por ciento de ellos.

La delegada del Gobierno, que ha participado en la Comisión Autonómica de Tráfico, ha detallado que el hecho de estar en Soria esta mañana tiene que ver con las cifras de accidentes mortales en vías interurbanas durante el año en curso.

Esta provincia ha registrado ya nueve accidentes con nueve víctimas mortales, lo que representa ocho más que en 2019 y cinco más que en 2021.

"Este hecho merece una reflexión y alguna actuación porque no es normal que el 21 por ciento de las víctimas mortales que ha habido en Castilla y León se hayan registrado en Soria”, ha lamentado en rueda de prensa.

Barcones ha remarcado que de manera inmediata se incrementará la vigilancia para disuadir a los malos conductores de los riesgos contra su propia vida y la de los demás que tiene saltarse las normas.

Para ello se utilizarán todos los medios de los que se dispone, incluido el helicóptero de la DGT.

Se están realizando también campañas provincializadas en las que cada jefatura de Tráfico ha diseñado, con los distintos subsectores de la Guardia Civil, campañas a la carta que hacen hincapié en las principales causas de siniestralidad de cada territorio.

En Soria, esta campaña es para concienciar sobre los peligros de las distracciones al volante, sobre todo por el uso del teléfono móvil.

En Castilla y León ha habido en 2022 un total de 44 víctimas mortales, tras el último accidente mortal registrado este jueves en León.

En 2021, hubo 28 y en 2019, se produjeron 24, unas cifras "escalofriantes" de fallecidos que suponen un incremento con respecto al año pasado del 54 por ciento, según ha subrayado.

Según ha explicado la coordinadora autonómica de la Dirección General de Tráfico, Inmaculada Matías, el 54 por ciento de los fallecidos en accidente de tráfico en la Comunidad (23) lo fueron en colisiones y el 37 por ciento (16) en salidas de la vía.

En 19 casos, el turismo fue el vehículo implicado y en 7 casos, lo fueron motocicletas.

El 28 por ciento de fallecidos (12) fueron usuarios vulnerables, esto es, peatones (3), ciclistas (1) y motociclistas (8).

Durante todo el año 2021 hubo 17 motociclistas fallecidos, 11 peatones y 3 ciclistas.

La mayor parte son hombres (31) y la franja de edad con mayor número de fallecidos en 2022 es de 35 a 44 años.

Por otra parte, 32 accidentes ocurrieron en vías convencionales (75 por ciento) y 11 en autovías y autopistas.

De los 26 fallecidos en turismos y furgonetas, tres no hacían uso del cinturón de seguridad.

En 2021 fallecieron 112 personas en accidentes mortales de tráfico en la Comunidad, 92 de ellos en vías interurbanas, un 4 por ciento menos que en 2019, año que se toma como referencia, y 20 en vías urbanas, un 9 por ciento menos que el año 2019. Fue el tercer año consecutivo por debajo de 100 fallecidos.

El número de heridos hospitalizados fue de 31 con un incremento del 15%: 2 personas más en vías interurbanas y 2 en vías urbanas.

En cuanto a las causas de los accidentes mortales en 2021 en vías interurbanas, la distracción continúa siendo el principal factor desencadenante de este tipo de accidentes, con 43 fallecidos, seguido de la velocidad inadecuada, que aumenta 19 a 25 fallecidos (23 fallecieron en carreteras convencionales). No respetar la prioridad aumenta en 7 fallecidos (de 4 a 11)

Matías ha destacado el importante descenso en los fallecidos con factor concurrente alcohol, 4 menos, situándose en 3 fallecidos, y también que en 2021 no se registró ningún accidente con factor concurrente drogas (en 2019 se registraron 5 fallecidos).

En las vías urbanas, los accidentes mortales por atropello a peatón han supuesto el 60 por ciento de los casos, siendo los factores desencadenantes más frecuentes la irrupción de los peatones en la calzada, no respetar la prioridad y el exceso de velocidad.

2021, sin tener en cuenta el año de la pandemia, es el año en que se registra el mínimo histórico respecto a fallecidos.

Además, es el tercer año consecutivo en el que número de fallecidos está por debajo de 100 en vías interurbanas.

Según el anuario estadístico del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, la red viaria en Castilla y León asciende a 33.054 kilómetros, de los cuales, 2.475 corresponden a las vías de alta capacidad (el 7,5%), y 30.574 a las vías convencionales (el 92,5%).

El censo de conductores ha experimentado un aumento del 0,15% con respecto al año anterior, cerrando el año 2021 con 1.472.344 personas. EFE