EFEValladolid

Castilla y León ha expuesto esta semana su experiencia de la ayuda prestada a las universidades españolas para su adaptación a la enseñanza remota tras la COVID-19.

Según ha informado este sábado en un comunicado la Consejería de Educación, ha sido a través de la Agencia para la Calidad del Sistema Universitario de Castilla y León (Acsucyl), que ha participado esta semana en un seminario no presencial sobre las respuestas a ese problema.

Organizado por el Consorcio Europeo de Acreditación, en este seminario se ha debatido sobre cómo asegurar la calidad en los estudios universitarios on line.

Además de la responsable de Relaciones Internacionales y Calidad Institucional de la Acsucyl, Sandra Marcos, el encuentro ha contado con participantes de Francia, Suecia, Eslovenia y Bélgica.

Marcos, que es coordinadora del Consorcio Europeo desde junio de 2019, ha expuesto el apoyo que, desde las agencias de aseguramiento de la calidad que operan en España, se está brindando a las universidades tanto nacionales como autonómicas.

Además, ha explicado las orientaciones publicadas por la Red Española de Agencias de aseguramiento de la calidad (REACU). Estas directrices están recogidas en el Acuerdo de REACU de 3 de abril de 2020, ante la situación de excepción provocada por la COVID-19.

Y concretamente para Castilla y León, en el documento de Orientaciones para la adaptación de la docencia de las Universidades del SUCYL a la enseñanza remota de emergencia de 22 de abril de 2020, elaborado conjuntamente con las nueve universidades de la Comunidad.

Las instituciones europeas han concluido que todos los países se están enfrentando a los mismos problemas a la hora de asegurar la calidad de las titulaciones.

La Agencia para la Calidad del Sistema Universitario de Castilla y León cuenta entre sus principales líneas de actuación la evaluación del profesorado, de las titulaciones universitarias, de la calidad institucional y la investigación.EFE

mr