EFEValencia

La Biblioteca Valenciana ha incluido en la "biblioteca virtual Bivaldi" los ejemplares digitalizados de la guía "Joyas valencianas, monumentos y edificios notables", unas publicaciones de principios del siglo XX que servían de guías turísticas y de ocio para los ciudadanos.

"Joyas valencianas" tenía una periodicidad anual, coincidiendo con la Feria de Julio de Valencia, y en Bivaldi se pueden consultar las publicaciones que salieron a la luz desde 1911 hasta 1930, aunque continuó editándose hasta finalizar la Guerra Civil española, informa la Generalitat en un comunicado.

Estas publicaciones constaban de 180 páginas con amplias informaciones sobre los monumentos más emblemáticos que visitar en la ciudad de Valencia, agenda cultura y social, gastronomía y ocio, y la guía se convirtió en un documento de uso imprescindible para los valencianos y para los turistas que visitaban la ciudad.

La publicación proponía itinerarios artísticos y monumentales, descripciones de los puntos de mayor interés, y ofrecía información de cómo era la ciudad y cómo el visitante se podía mover en ella.

En algunos ejemplares, la información se extendía a otros municipios de la Comunitat Valenciana sugiriendo rutas turísticas desde Valencia, así como medios de transporte y horarios para desplazarse, indican las mismas fuentes.

Las portadas reproducían además, a color, óleos costumbristas realizados por artistas valencianos y en las imágenes participaron los mejores fotógrafos valencianos, mientras que los textos eran obras de escritores anónimos, aunque la mayoría fueron realizados por el propio editor Ramón Ortiz Bau.

En el primer número de esta publicación, el editor Ortíz Bau explicaba que la guía Joyas valencianas "es de imprescindible uso" para los forasteros, y destacaba su "fácil manejo y clara exposición".

La Biblioteca Valenciana ha podido acceder y digitalizar el periodo referido de "Joyas valencianas" gracias a la colaboración y cesión de algunos números de estas publicaciones por parte del coleccionista y bibliófilo, Rafael Solaz Albert.