EFEValència

El entrenador del Valencia Basket, Jaume Ponsarnau, reconoció que en la Euroliga tienen problemas para jugar en determinados escenarios y dijo que deben aprender a afrontar mejor esos partidos y poner más calidad en su juego.

“Cuando el otro equipo va al cien por cien y tu estás todavía sin arrancar. Tenemos que aprender a empezar bien, al cien por cien de concentracion e intensidad como hace el rival, adaptarnos y encontrar calidad”, señaló en una comparecencia ante los medios.

“En lo que siempre incidimos, que para ganar fuera de casa tenemos que sacar más calidad y abstraerte de estar en un ambiente diferente, del viaje y de tener enfrente un equipo que está muy bien”, añadió.

Respecto al encuentro de este viernes en la pista del Zalgiris Kaunas advirtió que allí el ambiente es fantástico para jugar, sobre todo como local, pero que hay que disfrutarlo a partir de una máxima concentración.

Sobre el rival apuntó que el principal valor que ha mostrado hasta ahora es el de una defensa muy incómoda, con mucho ‘scouting’ que impide la generación de juego.

“En ataque son el equipo que más sistemas tienen de la Euroliga y en cada partido hay más. Es muy difícil prepararte para jugar contra ellos. Así que es muy importante aprender durante el partido, tener una idea de intensidad y de comunicación para defenderles y en ataque ver cómo te defiende y jugar valiente y dinámico”, resumió.

El entrenador habló del escaso protagonismo que ha tenido en los últimos partidos Brock Motum y dijo que “está viviendo una situación diferente, ya que nunca ha sido descartado ni ha jugado tan poco”.

“Estamos haciendo el esfuerzo, él el primero, para aprender y estar preparado para ayudarnos cuando juega pocos minutos, cuando juega muchos o sin ir convocado”, destacó.