EFECastelló

El cierre de los escenarios y la cancelación de las actuaciones musicales por la pandemia ha abierto las puertas al grupo castellonense Sinbikini a dar un salto de calidad en sus composiciones y firmar con productoras y distribuidoras con reconocimiento a nivel nacional e internacional.

Así lo explica a Efe Jose Martínez, cantante del grupo, quien señala algunas novedades como la evolución del estilo musical, que ha pasado de rumba a pop y ha repercutido también en el cambio de nombre de la banda, ya que antes era conocida como Decajón.

Tras el cierre de 2020, en el que tenían planeado grandes conciertos a nivel nacional, en ciudades de la Comunitat Valenciana, Navarra y Cataluña, el grupo ha decidido apostar por un cambio de estilo y de contenido para crear una nueva marca y con una completa dedicación a las nuevas composiciones musicales.

Y es que este grupo, durante la primera ola de la pandemia, en el confinamiento, continuó regalando a sus fans su música a través de conciertos virtuales en Instagram, "para ayudar a pasar los días de una forma más amena", acto que tuvo un gran recibimiento y apoyo por parte de sus seguidores (más de 7.000 solo en esa red social).

Esta vez, con la firma de la nueva productora, han presentado durante este mes de febrero tres canciones ya conocidas por sus fans y con una estética castellonense, ya que sus videoclips se han grabado en algunos lugares de la provincia, como en un local situado en la Puerta del Sol de Castelló o en Benicàssim.

Además, según Martínez, los vídeos siguen "un hilo conductor parecido" que se unen en la publicación en las redes sociales de una fotografía de los artistas hecha con una cámara Polaroid en los lugares donde se han grabado.

Estas tres canciones también sonarán diferente, ya que a pesar de que son más de estilo pop, la rumba continúa estando representada en el ritmo de "Como los animales", "Entre copas y caladas" y "Si fuera mía", temas que estarán en un pequeño álbum denominado "Lo que parecía una broma".

Las nuevas canciones como grupo Sinbikini, que serán cuatro, las publicarán a lo largo de los siguientes meses en plataformas digitales como Spotify y YouTube, a partir de marzo, lo que sumará un total de siete.

¿Y el futuro? Sigue siendo una de las incógnitas que continúa rondando en la cabeza de los artistas, debido a que todavía no se han podido abrir los escenarios "y no ha permitido cerrar conciertos", lamenta el cantante, quien confiesa que, de cara a verano, sacarán otro álbum denominado "Operación sinbikini".

A pesar de haber pasado un año difícil, el grupo ha tenido la oportunidad de subir varias veces a los escenarios, ya que participó en el festival "Mar de Sons", que se celebró del 30 de julio al 17 de agosto en el club náutico de Castelló, así como en el casino antiguo, en noviembre, donde actuaron en un concierto un tanto peculiar "ya que la música llegaba a través de unos auriculares a las mesas de los asistentes que estaban en la terraza".

"Nos hemos tenido que adaptar a las nuevas restricciones haciendo música más en acústico. Es diferente pero nos lo hemos pasado muy bien", valora Martínez.

A día de hoy el grupo continúa en contacto con festivales como el Mar de Sons, también algunos más pequeños y, sobre todo, en fiestas privadas: "El tema de las actuaciones públicas está en el aire y tardarán en activarse, a medida que vayan cambiando las restricciones, claro".

Con el cambio de nombre y la firma con un productor musical "con un disco de platino y doble disco de oro", el grupo augura un futuro fructífero, con grandes oportunidades, a pesar de la situación sanitaria y de las restricciones.

Lydia Ferrando