EFEBruselas

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Bélgica rebajó este miércoles las restricciones de viaje a sus ciudadanos que se desplazan por la Comunitat Valenciana y las islas Canarias, a los que dejará de requerir cuarentena y PCR a su retorno, según se desprende del mapa de colores en la página web del ministerio.

Las provincias de Alicante, Valencia y Castellón, así como todas las islas del archipiélago canario, pasan a color naranja, en lo que supone la primera relajación de las recomendaciones de viaje hacia España desde que Bélgica incluyera progresivamente a todas las provincias -salvo Tenerife- en su lista roja durante el mes de agosto.

Tras la actualización de hoy, los viajes a la Comunitat Valenciana y las Islas Canarias "son posibles", si bien las autoridades belgas "instan a una vigilancia reforzada" durante el desplazamiento.

Además, para los viajeros procedentes de estas zonas, la cuarentena y test PCR a su regreso a Bélgica deja de ser obligatorios.

En el caso de los viajes hacia el resto de España, el Gobierno belga "desaconseja estrictamente" realizarlos, pero ya no los prohíbe, y mantiene su exigencia de cuarentena y PCR a los recién llegados del resto de provincias españolas.