EFEBarcelona

CaixaBank, que ahora dispone de unos 750 gestores sénior, especializados en atender a personas mayores, contará con unos 2.000 gestores de este tipo "a finales del año que viene", y ultima un plan con medidas para mejorar la atención a este colectivo.

El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, ha detallado estos planes durante la rueda de prensa de presentación de los resultados de CaixaBank correspondientes a 2021, celebrada en València.

En cuanto a las propuestas del Gobierno y del Banco de España para evitar la exclusión financiera que sufren millones de personas mayores en España, Goirigolzarri ha dicho que "todo es mejorable" y que "siempre hay que hacer autocrítica".

Con todo, ha asegurado que la pandemia ha hecho que la digitalización aumentara "a una velocidad extraordinaria" y que las entidades deban atender tanto a clientes que cada vez quieren ser más digitales como a otros que quieren seguir yendo a las oficinas, y a dar a ambos un servicio "excelente", algo que "no es sencillo", ha dicho.

Goirigolzarri ha subrayado que la atención a las personas mayores es algo "que nos preocupa y que nos ocupa" por el "ADN de CaixaBank", y no como consecuencia "de ningún requerimiento externo" o de consideraciones por parte del Gobierno o del Banco de España.

De hecho, ha resaltado que CaixaBank está volcada desde hace años en dar un trato personalizado a sus clientes y que tiene una red de oficinas en España mayor incluso que la suma de las sucursales de sus dos siguientes competidores.

"Para nosotros la cobertura de las personas mayores o no digitalizadas es absolutamente clave, porque ellos legitiman nuestra actividad", ha dicho Goirigolzarri, que ha avanzado que CaixaBank ultima un plan con nuevas medidas pensadas para mejorar la atención de la gente mayor que se aplicarán "en los próximos meses".

"Estamos creando un ecosistema para gente mayor, con servicios más allá de los meramente financieros, como asistencia legal, médica, de asistencia permanente o con paquetes específicos de seguros", ha añadido.

Preguntado por si reforzarán la plantilla para atender mejor a los clientes, Goirigolzarri ha dicho que CaixaBank está dando un "buen servicio" y que la entidad tiene la "plantilla adecuada" para darlo.

Asimismo, Goirigolzarri ha defendido el "trato personal" que la entidad ofrece a sus clientes y ha añadido que no hay contraposición entre ofrecer un trato personal y avanzar en el proceso de digitalización.

Por otra parte, CaixaBank ha vuelto hoy a comprometerse a no cerrar oficinas en aquellos municipios -unos 420 en toda España- donde es la única entidad financiera.

"Estamos haciendo un auténtico esfuerzo por mantener nuestra presencia y incluso para llegar a otros municipios pequeños a través de nuestra red de 17 ofibuses", ha dicho el consejero delegado del banco, Gonzalo Gortázar.

Por su parte, el gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, trasladó ayer al jubilado valenciano Carlos San Juan, promotor de una campaña por una atención más humana a las personas mayores en las tramitaciones que necesiten hacer en las oficinas bancarias, que esta es una cuestión prioritaria para la que se va a pedir a la banca que adopte soluciones. EFE

jd-gb/pll/jlm

(foto) (vídeo)