EFEValència

El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, ha defendido hoy que la banca ha actuado correctamente en el impuesto de las hipotecas y ha considerado que el fallo del Tribunal Supremo sobre esta cuestión no tendrá impacto en sus cuentas, por lo que descarta realizar provisiones.

Gortázar, que hoy ha presentado los resultados del tercer trimestre en Valencia, se ha referido a la "enorme repercusión social" que ha tenido la decisión del Supremo de revisar la sentencia de la Sala de lo Contencioso que establece que la banca, y no sus clientes, deben pagar el impuesto de actos jurídicos documentados (AJD) al firmar una hipoteca.

A la espera de que se aclare la situación, previsiblemente el próximo 5 de noviembre, el primer ejecutivo de CaixaBank ha dicho que la entidad respeta "profundamente las decisiones de la justicia" y que por tanto adaptará su práctica en el mercado hipotecario a lo que decida el Supremo.