EFEValència

Algo más de la mitad de los ingresos de las empresas valencianas del sector de videojuegos, un 57 %, procede del mercado internacional, según establece una de las conclusiones del Libro Blanco del desarrollo de videojuegos en la Comunitat Valenciana 2018, presentado hoy en el centro Las Naves.

Este estudio, elaborado por Desarrollo Español de Videojuegos (DEV), señala además que en 2017 la industria del videojuego facturó en la Comunitat Valenciana 10,1 millones de euros y empleó a 466 profesionales de manera directa en un sector "cuyo crecimiento se ha visto acelerado en los últimos años", según ha informado Las Naves en un comunicado.

La industria de desarrollo y producción de videojuegos en la Comunidad Valenciana está constituida por 60 empresas y por 30 estudios a la espera de constituirse como entidad legal.

Ocho de cada diez empresas no existían hace 10 años, y según recoge el informe, el 47 % de las empresas han nacido durante los últimos 5 años.

El alto nivel de internacionalización del videojuego valenciano se refleja en que el 100 % de las producciones están disponibles en inglés, y según indica el comunicado, destacan los elevados ingresos de las empresas valencianas generados en la región norteamericana, en la que Estados Unidos se alza como segundo mercado mundial.

El concejal de Innovación, Roberto Jaramillo, ha subrayado el crecimiento del sector y el impulso que se le ha dado mediante "eventos referentes dentro de la creación indie como el Valencia Indie Summit, que reunió en Las Naves a 500 estudiantes y profesionales de los videojuegos".

Asimismo, se ha referido al apoyo recibido por las asociaciones de estudiantes y de profesionales del sector con el fin de "fortalecer una comunidad que aproveche las sinergias, con el nacimiento del grupo de trabajo de creación digital Cercle Valencià del Videojoc como resultado".

Por su parte, el conseller de Educación y Cultura, Vicent Marzà, ha reconocido el potencial de este sector, y ha recalcado que cuando se elaboró el plan Fes Cultura ya entendieron "que el sector del videojuego sería necesario para construir una política cultural valenciana que fuera motor industrial, fuente de recuperación e innovación económica y también de mejora de la competitividad".

Entre las medidas contempladas hasta 2020 figuran planes formativos y de apoyo a las empresas del sector”. El conseller Marzà ha destacado el apoyo al sector del videojuego coincidiendo con la presentación del primer Libro Blanco del Desarrollo de videojuegos en la Comunidad Valenciana.

Según los datos del Libro Blanco del Desarrollo de Videojuegos en la Comunitat, solo el 17 % de la plantilla de las empresas del sector son mujeres, un dato en consonancia con las cifras a nivel nacional e internacional y que las instituciones públicas "buscan revertir".

Jaramillo ha explicado "el fomento de vocaciones tecnológicas entre mujeres es una apuesta fundamental para Las Naves", y ha recordado el reciente inicio de la colaboración con FemDevs, la asociación que lucha por la defensa e inclusión de las mujeres en la industria del videojuego.