EFEValència

La Conselleria de Hacienda y Modelo Económico ha logrado un ahorro de 30,7 millones de euros a través de los acuerdos marco formalizados por la Central de Compras de la Generalitat en el último año.

En concreto, la Central de Compras ha formalizado en el último año once acuerdos marco con un valor estimado anual de 106 millones de euros, por lo que el ahorro anual obtenido mediante la contratación centralizada ha sido del 29 % del coste.

Estos datos suponen que, gracias a la eficaz gestión que permite la contratación centralizada, la administración valenciana logre ahorrar uno de cada cuatro euros que se destinan a la adquisición de suministros y servicios tales como limpieza, vigilancia y seguridad, servicios postales, impresión, suministro de energía eléctrica, combustible o material de oficina, ha informado la Generalitat.

Además del ahorro desde el punto de vista económico, la contratación centralizada también supone mejorar la eficiencia de la gestión administrativa, dado que se simplifica y agiliza el proceso de contratación, reduciéndose de manera considerable la tramitación y por lo tanto los plazos temporales para la ejecución de los contratos.

Cada acuerdo marco supone la celebración de alrededor de 60 contratos basados en el propio acuerdo, por lo que de no existir el acuerdo marco tanto las consellerias como las entidades del Sector Público deberían acudir a un procedimiento abierto de contratación para cada caso, con toda la tramitación que conlleva la correspondiente licitación.

De esta manera se obtiene un importante ahorro en cuanto al tiempo que debe dedicar el personal administrativo a preparar los contratos, ya que si derivan de un acuerdo marco su tramitación es mucho más simplificada y sencilla, lo que repercute también en una mayor eficiencia del gasto administrativo.

Asimismo, la contratación centralizada permite un mayor control y transparencia durante todo el proceso, lo que permite mejorar la calidad del servicio público.

Además de aumentar los ahorros y la eficiencia, la contratación centralizada también permite la implementación de políticas públicas que permiten el impulsar la sostenibilidad ambiental, apostar por la innovación y facilitar el acceso de las pequeñas y medianas empresas a la contratación pública.

Entre los contratos centralizados, destaca el de infraestructuras y servicios para las redes de datos, telefonía fija y móvil e Internet de la Generalitat, que ha permitido realizar una facturación de pago por uso, de manera que se lleva a cabo un control exhaustivo del gasto, frente a la facturación plana que se realizaba antes.

En concreto, este contrato supone un ahorro medio mensual de 1,1 millones de euros, por lo que el ahorro acumulado en el último año alcanza los 13,2 millones de euros, pese a haberse aumentado el número de usuarios y servicios prestados y haber acometido proyectos como instalar la banda ancha en todos los centros educativos de la Comunitat Valenciana.

A través de este contrato se da soporte a las comunicaciones de 160.000 usuarios, en 3.700 sedes de la Generalitat con 7.000 líneas de datos, 70.000 líneas de telefonía fija, 10.500 líneas móviles y 2.800 dispositivos móviles, entre otros.