EFEMadrid/València

Las grandes empresas españolas trabajan ya en sus propios protocolos de actuación ante la llegada del coronavirus a España, que incluyen la restricción al máximo de los viajes al extranjero, especialmente a los países más afectados, y la difusión entre sus trabajadores de recomendaciones de prevención.

BANCA Y SEGUROS

Desde la banca española, Santander no autoriza viajes a las principales regiones afectadas salvo los estrictamente necesarios y traslada a sus trabajadores en todo el mundo las recomendaciones generales de la OMS: desde lavarse las manos frecuentemente, a cubrir la boca y nariz al toser o estornudar, así como mantener una distancia con las demás personas.

BBVA va un poco más allá y ha decidido cancelar los viajes de sus empleados con origen o destino a Italia, China, Japón, Irán, Corea del Sur y Singapur y, en la medida en que aeropuertos y aviones son lugares de contagio, recomienda evitar los viajes internacionales y reducir los desplazamientos a los "estrictamente necesarios".

CaixaBank, desde principios de febrero, limitó también los desplazamientos de su personal a China y Hong Kong y, para sus empleados en el gigante asiático, impulsó el teletrabajo como principal medida de prevención.

Bankia comunica a su plantilla la información oficial y ha pedido a los trabajadores que regresen de zonas de posible riesgo o que tengan previsto viajar a ellas que contacten con el servicio médico de la entidad, que ha creado un grupo de trabajo para hacer un seguimiento del posible impacto en la empresa.

El Banco Sabadell ha hecho llegar a toda su plantilla las principales recomendaciones de Sanidad ante el avance del coronavirus y planea distribuir entre sus trabajadores "en los próximos días" geles desinfectantes.

La aseguradora Mapfre ha adoptado también todas las recomendaciones de las autoridades locales en los mercados afectados, básicamente Italia y China, por lo que ha restringido los viajes a zonas de riesgo y ha pedido que las reuniones, siempre que sea posible, se hagan a través de medios digitales.

TELECOMUNICACIONES

Entre las grandes operadoras de telecomunicaciones, la que más expicaciones da es Orange, que ha suspendido "hasta nuevo aviso" los viajes a China, Hong Kong, Macao, Taiwán, Singapur, Corea del Sur, Lombardía y Véneto y, para otros destinos, los traslados profesionales, seminarios o congresos se limitarán al "mínimo esencial".

Asimismo, los trabajadores que vuelvan de las zonas restringidas, ya sea por motivos profesionales o personales, tendrán que permanecer en cuarentena, con opción a teletrabajo o a permiso médico pagado.

Por su parte, Vodafone ha suspendido los viajes profesionales a las zonas afectadas y recomienda restringir también los personales, y Telefónica no ha ofrecido a Efe información al respecto.

ENERGÉTICAS

En el caso de las energéticas, Iberdrola asegura haber fijado protocolos de protección para sus trabajadores y su presidente, Ignacio Sánchez Galán, ha dicho que están colaborando "al cien por cien" con las autoridades en todos los mercados donde está presente.

Endesa está intentando evitar los viajes, fundamentalmente de Italia a España, y su matriz, el grupo italiano Enel, tiene desarrollado un plan muy importante en Italia, donde existen focos de epidemia en el norte del país.

Naturgy también ha activado un protocolo de actuación con el objetivo de priorizar la salud de sus empleados y sus familias, que incluye la suspensión temporal de todos los desplazamientos internacionales, mientras que un comité de viajes evalúa los imprescindibles, y limita en la medida de lo posible los nacionales.

Asimismo, prevé fomentar la utilización de medios telemáticos y reforzar los servicios de atención médica y de seguridad para el empleado, al tiempo que recomienda a sus empleados que informen de cualquier viaje privado que hagan al extranjero, especialmente a países considerados de riesgo.

AUTOMOCIÓN

La factoría Ford de Almussafes (Valencia) ha distribuido entre sus empleados una nota interna con explicaciones sobre qué es el coronavirus y recomendaciones generales para prevenirlo, sin que hasta el momento haya registrado problemas de suministro ni haya tenido que adoptar otras medidas. En la comunicación remitida a los 7.400 empleados de Ford Almussafes, la multinacional explica qué es el coronavirus, cómo se transmite y que síntomas presenta, e incluye consejos para prevenirlo.

Volkswagen, que en Navarra es la mayor empresa con más de 5.000 trabajadores, ha comenzado hoy a colocar carteles con las recomendaciones preventivas de Sanidad.

Peugeot, que en su día ya repatrió a todos sus trabajadores en China, ha creado un equipo de trabajo que analiza constantemente la situación y posibles impactos y descarta de momento problemas de producción.

Renault trabaja en un protocolo de actuación y ha pedido a sus directivos reducir también "al mínimo" los viajes internacionales y fomentar las videoconferencias, especialmente con China, Corea del Sur e Italia. También ha desarrollado medidas de prevención en las recepciones de las factorías.

En la fábrica de PSA Vigo se ha activado un protocolo para las visitas a la fábrica que identifica a personas provenientes de zonas de riesgo y se ha creado un comité de seguimiento. Este grupo reconoce tener "tensiones logísticas" aunque no prevé problemas en su producción a corto plazo.

DISTRIBUCIÓN

Las grandes empresas de distribución centran también sus protocolos de actuación en las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y del Ministerio de Sanidad, en el sentido de "no viajar a las zonas de riesgo" como una medida de "sentido común".

Amazon ha pedido a sus empleados que no viajen a China e Italia "a no ser por motivos críticos", al tiempo que trabaja con sus proveedores "para tener inventario adicional y mantener la selección de productos que buscan los clientes".

El servicio médico de El Corte Inglés también asume el protocolo de Sanidad, al igual que Adolfo Domínguez, que también recomienda no viajar si no es imprescindible a China y las regiones del norte de Italia.

CONSTRUCCIÓN

En Acciona también se está facilitando información a los trabajadores y se mantienen protocolos de actuación que contienen medidas de vigilancia activa, motivo por el que en estos momentos ha restringido viajes de empleados a las zonas consideradas de riesgo por las autoridades.

Desde Sacyr, que participa en un consorcio que construye "con normalidad" la autopista Pedemontana-Veneta en el norte de Italia, se mantiene informada a la plantilla, se han preparado planes de contingencia y se mantiene la coordinación con las autoridades sanitarias italianas.