EFEValència

El profesor Ramón Martínez-Máñez, Premio Rey Jaime I de Nuevas Tecnologías 2018, ha indicado a EFE que recibir este galardón es un "orgullo" y un "aliciente para seguir trabajando e intentar obtener nuevos logros en el futuro".

Este doctor en Ciencias Químicas nacido en Valencia hace 54 años ha indicado que ha sido una "agradable sorpresa" obtener este premio, con el que en su opinión se hace un reconocimiento "a muchos años de trabajo", no solo suyos, sino también de su grupo de investigación.

Martínez-Máñez ha explicado que lleva veinticinco años investigando, principalmente en dos grandes áreas, la primera de las cuales son unas sondas moleculares que cambian de color o fluorescencia y sirven para detectar determinadas sustancias, lo que tiene aplicaciones medioambientales o biomédicas, pues por ejemplo permite detectar patógenos "de forma rápida y visible".

La otra gran área de investigación en la que trabaja su equipo, ha añadido, son sistemas nanométricos para liberación controlada de fármacos en determinados sitios, que tiene aplicación en el campo de la nanomediciona.

Martínez-Máñez ha destacado que se trata de investigaciones basadas en tecnologías novedosas y que pueden tener aplicaciones claras en la vida diaria.

El investigador, quien desarrolla su trabajo en el Departamento de Química de la Universitat Politècnica de València (UPV), ha indicado que había recibido algún premio con anterioridad, pero ninguno comparable con los Rey Jaime I, que tienen "mucho prestigio a nivel español y es uno de los más importantes que hay".

El jurado del Premio Jaime I de Nuevas Tecnologías ha valorado sus "contribuciones excepcionales" en el desarrollo de nanosensores con aplicaciones en tecnología de alimentos y medicinas.

Además, ha destacado que la "alta calidad científica" de su trabajo se ha aplicado en diferentes ámbitos tecnológicos con impacto social.

Así, señalan que sus tecnologías incluyen etiquetas colorimétricas para la valoración de la frescura en alimentos, nanopartículas para la detección sencilla del virus del papiloma, y nanoestructuras para la liberación controlada de productos activos contra la mosca mediterránea de la fruta.

Martínez-Máñez es catedrático de Universidad, director del Instituto Interuniversitario de Investigación de Reconocimiento Molecular y Desarrollo Tecnológico (IDM) y director científico del CIBER-BBN del Instituto de Salud Carlos III, y ha coordinado 99 proyectos nacionales y europeos.

Ha publicado un total de 393 artículos en diferentes revistas científicas de alto índice de impacto, y ha logrado sensores "muy fiables" para el diagnóstico clínico, detectar cambios en el medio ambiente y controlar la calidad alimentaria, con aplicaciones en agricultura y nanomedicina.