EFESevilla

El presidente andaluz, Juanma Moreno, ha asegurado que llegará "hasta donde tenga que llegar", incluida la vía judicial si es necesario, para pedir una financiación justa para la comunidad y ha explicado que ha propuesto al president de la Generalitat, Ximo Puig, hacer "un frente común".

Moreno ha invitado a Puig a una "reunión bilateral" en el Palacio de San Telmo de Sevilla -sede de la Presidencia- para hacer juntos "un frente común" que permita que el Gobierno central "asuma un nuevo modelo de financiación" o al menos introduzca "elementos correctores" para que ese déficit no termine siendo "astronómico".

Ha asegurado en Canal Sur Radio que el presidente valenciano le dijo que lo estudiaría y ha considerado que la reforma del actual modelo es una cuestión "absolutamente urgente".

Después de su reunión con el presidente, Pedro Sánchez, al que le reclamó 10.800 millones por la infrafinanciación, Moreno ha abogado por "darle un margen a ver si cumple" reformando el modelo.

Ha dicho que Andalucía ejercerá "su potencial" y "el papel de comunidad más importante", y ha opinado que cuando dice que un catalán, un vasco o un madrileño no puede tener más recursos que un andaluz defiende también "al asturiano, al extremeño o al murciano".

Por otra parte, sobre un posible adelanto electoral en Andalucía, ha insistido en que cree que "ahora es el peor momento" para unos comicios porque se pararía cinco meses la Administración en plena recuperación y sería "una traición" a los andaluces aunque es consciente de que las encuestas le dan "un magnífico resultado".

Al ser cuestionado sobre con quién tiene más sintonía, si con Isabel Díaz Ayuso o con Alberto Núñez Feijóo, ha dicho que la tiene en el ámbito personal con los dos, que son "dos estilos distintos" y tienen a veces orientaciones políticas "con matices", por lo que en unos temas se siente "más cómodo" con uno y en otros con el otro.