EFEValència

La Diputación de Valencia acelera las obras de emergencia, con un coste de 1,2 millones, por los daños en tres carreteras de la demarcación de Alcúdia de Crespins provocados por la DANA del pasado septiembre, que dejó lluvias torrenciales, en especial en las comarcas de La Costera y La Vall d’Albaida.

La CV-651 fue reabierta tras reconstruir la plataforma afectada a la salida de Moixent, y solo sigue cortada la CV-652, entre esta localidad y Fontanarss, en la que se sigue actuando al igual que en la mejora de la CV-654, un itinerario alternativo, ha informado la corporación provincial en un comunicado.