EFEValència

La Diputación de Valencia acelera las obras de emergencia, con un coste de 1,2 millones, por los daños en tres carreteras de la demarcación de Alcúdia de Crespins provocados por la DANA del pasado septiembre, que dejó lluvias torrenciales, en especial en las comarcas de La Costera y La Vall d’Albaida.

La CV-651 fue reabierta tras reconstruir la plataforma afectada a la salida de Moixent, y solo sigue cortada la CV-652, entre esta localidad y Fontanarss, en la que se sigue actuando al igual que en la mejora de la CV-654, un itinerario alternativo, ha informado la corporación provincial en un comunicado.

Los trabajos de los operarios contratados para ejecutar las obras de emergencia en la CV-652 se centran en la reconstrucción de los pretiles y muros de contención sobre el río Canyoles a la salida de Moixent, entre el punto kilométrico 1,1 y 1,2, y en la rehabilitación de la obra de paso del puente de les Penyetes, arrasado por la DANA y que provocó el corte de la vía a la altura del kilómetro 15,6.

En cuanto a la CV-651, que comunica Moixent con Aielo y Ontinyent, ya se han ejecutado las obras para contener la plataforma en el muro socavado en las inmediaciones de Moixent, en la zona del lavadero.

Tras esta actuación pudo reabrirse una vía que mantiene el resto de mejoras en curso, con las retroexcavadoras trabajando en la colmatación de las infraestructuras de drenaje y alcantarillas que quedaron cubiertas por los arrastres provocados por la DANA.

También la CV-654, itinerario alternativo entre Moixent y Fontanars junto a la CV-660 de titularidad autonómica, requería actuaciones de mejora tras las lluvias de finales de verano, en especial para retirar arrastres de sedimentos y para rellenar las mordientes que dejó en el asfalto el torrente de agua.

Estos trabajos están igualmente en marcha desde que el presidente de la Diputación, Toni Gaspar, firmase a principios de octubre el decreto que declaraba la emergencia de los mismos.

“Los trabajos se están desarrollando según los plazos estimados por los técnicos, después de haber actuado con la celeridad que requería la situación en estas vías de comunicación que utilizan asiduamente vecinas y vecinos de La Costera y La Vall", ha indicado el diputado de Carreteras, Rafa García.

El objetivo, ha añadido, "no es otro que revertir cuanto antes los daños catastróficos causados por la DANA en estas carreteras, que son parte de la red viaria provincial".

Tras la tormenta del 12 de septiembre, los caudales generados como consecuencia de las lluvias intensas superaron en algunos casos la capacidad de drenaje de las obras de paso.

Ello desbordó las mismas con afección directa sobre la pavimentación y otros elementos verticales como sistemas de contención o señalización, lo que provocó grandes destrozos materiales, en ocasiones poniendo en peligro la seguridad y salud de las personas.

Dada la situación extraordinaria, y con objeto de dar respuesta con la mayor celeridad posible para restablecer la funcionalidad de las carreteras y la seguridad vial, se movilizaron todos los medios propios de conservación de carreteras y las empresas constructoras contratadas de conservación.

La primera medida fue la limpieza de arrastres, la señalización y balizamiento, y en su caso, el operativo de corte de diversos tramos de carretera para evitar mayores riesgos para las personas.