EFEValència

La síndica del PP, Isabel Bonig, ha anunciado este martes que su partido está recopilando datos con la intención de presentar una querella contra el Gobierno valenciano y posiblemente también contra algunos de sus miembros por las posibles deficiencias de los hospitales de campaña.

En declaraciones a los periodistas en Les Corts, Bonig ha considerado que "hay elementos suficientes" al respecto, incluyendo la "falta de mantenimiento" de estos hospitales y el hecho de que "no se ha recepcionado la obra".

Bonig ha advertido que dicha querella se presentará salvo que "la consellera -de Sanidad, Ana Barceló- muestre algún informe en el que diga que se han subsanado esas deficiencias".

Preguntada sobre contra quién irá dirigida esa querella, Bonig ha apuntado: "Es complicado, porque los hospitales los adjudicó la Conselleria de Justicia, pero hubo modificaciones ordenadas por Sanidad y el pago lo realizó otra conselleria".

"Estamos viendo contra quién la dirigimos, sin perjuicio de cualquier otra responsabilidad penal que se pueda derivar durante la investigación", ha agregado.

A juicio de Bonig, "no están todos los informes", estas instalaciones son peligrosas "y se ha puesto en peligro a los trabajadores y a los pacientes".