EFEValència

El PSPV ha consolidado este domingo el apoyo recibido por los ciudadanos en la Comunitat Valenciana el 28 de abril y lo ha hecho "con humildad" y responsabilidad en una noche seguida con tranquilidad en la sede electoral por la candidata valenciana en las elecciones europeas Inmaculada Rodríguez-Piñero.

El president de la Generalitat en funciones, Ximo Puig, ha preferido ir conociendo los resultados electorales en el Palau de la Generalitat, mientras que la otra protagonista socialista de la noche, la candidata a la Alcaldía de València, Sandra Gómez, lo ha hecho en casa de unos amigos.

El PSPV ha repetido sede electoral en el Mercado de Tapinería, en pleno centro histórico de la ciudad, donde ya estuvo en las elecciones del 28 de abril, pero en esta ocasión ha acogido a un menor número de militantes.

Y no ha sido hasta la medianoche cuando Gómez ha llegado a la plaza del Mercado para dirigirse a los militantes -un escaso centenar- y agradecerles el esfuerzo realizado en esta campaña, así como a los votantes por su apoyo.

Ha pronunciado un breve discurso, en su mayoría palabras de agradecimiento, desde un pequeño escenario instalado en la plaza junto a una pantalla de televisión donde toda la noche ha estado conectada À Punt, después de recibir aplausos de apoyo por los siete concejales obtenidos, frente a los diez de Compromís.

Quince minutos después ha llegado Puig, quien también ha pronunciado unas palabras a los presentes en las que ha destacado el éxito de los socialistas en unas elecciones dobles que han consolidado su posición como primera fuerza política en la Comunitat.

Unos resultados que, ha dicho, los ve desde la humildad y la responsabilidad que representan para mejorar la vida de las personas y "superar las fracturas".