EFEValència

El vicesecretario general del PSPV-PSOE, Manolo Mata, ha lamentado la "ofensiva del PP" en un intento de "implicar y enmarañar a gestores del PSPV, Compromís y Podemos", en relación con el caso Divalterra, y ha asegurado que "no estamos ante casos de corrupción".

Mata, en declaraciones a los periodistas tras la reunión de la Comisión Ejecutiva Nacional (CEN) del partido, se ha referido así a la citación como investigados, por parte del Juzgado de Instrucción número 9 de València que investiga supuestas contrataciones irregulares en la empresa pública Divalterra, a nueve personas que presuntamente se beneficiaron de ese "enchufe" laboral.

Entre las personas citadas por el juzgado figura el alcalde de l'Alqueria de la Comtessa, el socialista Salvador Femenía, que concurre el 26 de mayo a revalidar el cargo.

Mata ha recordado que los juzgados han archivado todos los procesos abiertos en relación con contrataciones con la empresa de comunicación Crespo Gomar, por supuesta financiación irregular del PSPV.

A su juicio, "hay una especie de ofensiva del PP de intentar implicar y enmarañar a gestores del PSPV, Compromís y Podemos", pero según Mata "la realidad está demostrando que se trata de cuestiones administrativas".

"No digo que alguna no tenga trascendencia penal, pero tenemos la tranquilidad que en cuatro años en ninguna administración han acusado a nadie de robar, de quedarse el dinero, de tener que pagar millones de euros de indemnización, de esquilmar a los ciudadanos o de financiarse ilegalmente", ha añadido.

"Si alguien ha hecho algo mal porque hay un informe anterior o posterior, ahí están los juzgados de lo penal", ha aseverado Mata.

El vicesecretario del PSPV ha señalado asimismo que el 99 % de las querellas "fracasan", y "si sale una bien, pues lo lamentaremos por la persona implicada", ya que ha asegurado que el PSPV "nunca ha protegido a nadie".