EFEValència

Dirigentes del PP de la Comunitat Valenciana y de Ciudadanos en esta autonomía se han mostrado críticos y preocupados con el preacuerdo firmado este martes entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias para un Gobierno de coalición.

Para la presidenta del PPCV y síndica de esta formación en Les Corts, Isabel Bonig, "se ha consumado lo que quería Sánchez, que es el poder por el poder y con un gobierno muy radical que no tendrá en cuenta los intereses de los valencianos".

En un comunicado, Bonig ha afirmado que para llegar a este acuerdo "no hacía falta llegar a unas segundas selecciones", ya que hace seis mese tanto el PSOE como Podemos estaban más fuertes y los españoles se hubieran ahorrado seis meses de inestabilidad, de incertidumbre política y económica, y dinero.

Ha considerado que el acuerdo "no es bueno para los españoles, solo es bueno para el PSOE y Sánchez" y ha afirmado que lo lógico hubiera sido que si Sánchez hubiera querido un gobierno constitucionalista que dé respuesta a los grandes retos que tiene España, hubiera llamado al líder de la oposición, que es el segundo partido más votado y lidera Pablo Casado.

Ha lamentado que Sánchez prefiera "pactar con los radicales antes que llamar al principal partido de la oposición", y se ha mostrado preocupada de que "la radicalidad que se vive en comunidades donde ya gobiernan Podemos o los nacionalistas se traslade al Gobierno de España".

Para Bonig, la premura en la forma de dar a conocer el preacuerdo hace pensar que "venía de meses atrás", por lo que han sido "unas elecciones innecesarias" y ha advertido de que el Gobierno no tendrá ninguna estabilidad".

La portavoz del PP en el Ayuntamiento de València, María José Català, ha afirmado en Twitter que "no podría estar más preocupada" por el acuerdo alcanzado, y ha considerado que "España no merece esto".

Por su parte, el síndic de Ciudadanos en Les Corts, Toni Cantó, ha afirmado que el PSOE, Podemos y los nacionalistas "se ríen de los españoles y consiguen en 24 horas lo que no consiguieron en seis meses".

Ha destacado que este acuerdo se alcance "justo cuando Fiscalía anuncia que la sentencia de los ERE se publicará el martes", y ha asegurado que las primeras consecuencias son que "el IBEX35 entra en pérdidas y que Pedro Sánchez "no podrá dormir".

La cabeza de lista de la formación naranja al Congreso por Valencia, María Muñoz, también ha hecho referencia en Twitter a las palabras de Sánchez tras las anteriores elecciones en las que dijo que "no dormiría tranquilo" si hubiera cedido a las pretensiones de Unidas Podemos.

"Morfeo fue una excusa barata de Sánchez y ya veis, la habitación del pánico existía", ha publicado Muñoz en su cuenta de Twitter, donde también ha dicho que el hecho de que "los diputados del PSOE y Podemos sumen 155 debe ser una señal".

Los dirigentes de Vox en la Comunitat no han hecho ninguna valoración pública del preacuerdo y el grupo parlamentario se ha limitado a retuitear la publicación de su líder nacional, Santiago Abascal, en la que acusa al PSOE de abrazarse "al comunismo bolivariano, a los aliados de un golpe de Estado, en mitad de un golpe de Estado".