EFEValència

La portavoz de Sanidad del PSPV-PSOE en Les Corts Valencianes, Carmen Martínez, ha presentado una Proposición No de Ley (PNL) para instar al Consell a reducir "drásticamente" el uso de plásticos de un solo uso en hospitales y centros de salud de la Comunitat.

Los socialistas proponen la reutilización de los recursos y el uso de materiales sostenibles, no tóxicos y menos contaminantes, como una medida "fundamental" que ayude a "disminuir la huella ecológica que generamos y la acción institucional es imprescindible para conseguirlo".

Martínez ha recordado el "tremendo impacto" del plástico sobre la salud humana y sobre los ecosistemas, y ha detallado que "los plásticos son ya el 85 % de nuestra basura marina".

Por ello, ha afirmado que la propuesta "tiene una doble vertiente: mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y mermar el impacto que la contaminación del entorno tiene en la salud".

En concreto, ha considerado que "en el ámbito sanitario existe un escenario muy amplio sobre el que se puede actuar", ya que, ha explicado, en centros de salud, hospitales y otras instalaciones sanitarias "se utiliza una gran cantidad de productos no reutilizables de plástico: desde material sanitario hasta envases alimentarios o vajilla".

Asimismo, la diputada socialista ha explicado que esta propuesta va en la línea estratégica de apuesta por la sostenibilidad iniciada por las instituciones europeas.

De hecho, ha subrayado, en 2019 el Parlamento Europeo aprobó una directiva relativa a la reducción del impacto de determinados productos de plástico en el medio ambiente.

"Esta estrategia prohibirá, a partir de 2021, los artículos de plástico de usar y tirar como vajilla, pajitas, bastoncillos de algodón y envases para alimentos, lo que supone un paso adelante en el compromiso por el diseño y la producción de productos plásticos respetuosos con el medio ambiente y en la reducción del uso de este material de un solo uso", ha añadido.

"Vamos a ser consecuentes y vamos a aplicar a nuestra gestión el esfuerzo que le exigimos a la ciudadanía, apostando por la compra de material sostenible, libre de tóxicos y que contribuya a disminuir la cantidad de plásticos en nuestros centros sanitarios", ha defendido Martínez, quien ha concluido que las políticas "deben promover hábitos de consumo respetuosos con el medio ambiente".