EFEValència

La portavoz socialista de Sanidad en Les Corts, Carmen Martínez, ha asegurado este sábado que el Consell de Ximo Puig "tiene un plan de trabajo para que el sistema sanitario público valenciano vuelva a atender a la ciudadanía con normalidad" tras la pandemia de coronavirus.

Martínez ha respondido así al PP, que ha reclamado al Consell la elaboración de un "plan de choque sanitario pos-COVID" dotado de los medios económicos y profesionales necesarios que garanticen la vuelta a la normalidad de la actividad programada de todo el sector sanitario "con la mayor celeridad posible".

La diputada socialista ha afirmado que se trata de una planificación "necesariamente flexible y abierta", para poder adaptarse a las nuevas circunstancias y a posibles rebrotes, y que "no escatimará recursos para devolver al funcionamiento normal al sistema sanitario".

La propuesta del PP "llega tarde: la Conselleria ha trabajado desde el minuto uno con la vista puesta en salvar vidas y, a la vez, en planificar el futuro de la atención sanitaria", ha afirmado Martínez, quien ha citado el inicio de la actividad quirúrgica programada con la Cirugía Mayor Ambulatoria, el reinicio de actividad en los centros de especialidades o la reapertura de los centros de atención primaria que cerraron durante la pandemia.

Además, ha aludido al anuncio de la puesta en marcha de un sistema de captación para recuperar la vacunación de los menores, y ha añadido que, con la vista puesta en la campaña de la gripe, la Comunitat adquirirá 810.000 vacunas a través de su adhesión al acuerdo marco del Ministerio, con lo que los costes serán menores.

"Se recuperará de manera progresiva la atención en todos estos servicios y en el resto del sistema sanitario, pero debe hacerse de manera ordenada y planificada y sin bajar la guardia, a través de un plan flexible que permita ir adaptando los servicios a la realidad sanitaria", ha defendido.

Según Martínez, "frente a la época negra de los recortes de personal y recursos en la sanidad valenciana, para este Consell, incluso en una situación tan complicada como la actual, es prioritario que el sistema cuente con los profesionales y los medios necesarios para funcionar de la mejor forma posible".

Por ello, ha recordado, "se ha reforzado el personal, con la contratación de más de 600 residentes de Medicina y 80 de Enfermería de último año y, como se anunció esta misma semana, de 61 profesionales de salud mental".

Además, ha indicado que la apuesta por la telemedicina ha llevado al Consell a poner en marcha un plan de extensión de la telemedicina que instalará 2.000 puntos de teleasistencia en los centros de salud de la Comunitat, y los hospitales de campaña están ayudando a disminuir la presión sobre los centros de referencia al ocuparse de las pruebas de seroprevalencia.

Martínez ha dicho finalmente que el PP "no tiene de qué preocuparse: afortunadamente, el Consell de Ximo Puig sí tiene un plan para la sanidad valenciana, aunque el Partido Popular prefiera taparse los ojos para no ver los éxitos del Botànic".