EFEValéncia

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha pedido este viernes que la "equidad" que España pidió en Europa para el reparto de fondos ante la covid-19 se traslade ahora al ámbito español, y el plan de reconstrucción genere una mayor "convergencia de rentas" entre las autonomías.

Tras participar en la Conferencia de presidentes autonómicos, Puig se ha mostrado "satisfecho" del contenido del encuentro, del que ha dicho que se puede salir "con una imagen de unidad y esperanza", pues no ha visto ninguna "confrontación", y ha apelado a buscar "el justo equilibrio entre multilateralidad y bilateralidad".

Ha defendido que en el reparto de esos fondos europeos se debe tener en cuenta "la realidad de partida" de cada comunidad autónoma, pues la Comunitat Valenciana en 1995 tenía la misma renta per cápita que la media nacional, y ahora tiene 12 puntos menos debido a la infrafinanciación.

Puig ha destacado que en los proyectos que se presenten para recibir esos fondos hay que tener en cuenta la competitividad, la alianza entre distintas comunidades autónomas y entre distintos sectores o la colaboración público-privada, con el objetivo de disminuir la divergencia de rentas que existe en estos momentos.

"No somos el Levante feliz, somos una comunidad autónoma con gran cantidad de emprendedores y mucha creatividad, pero que está lastrada en gran medida porque el motor público está gripado" debido a la falta de una financiación justa, ha afirmado.

El president ha agradecido a Pedro Sánchez "la inteligencia política" con la que España ha desarrollado el proceso de negociación europea, donde no ha buscado la confrontación entre el norte y el sur.

Puig ha asegurado que la Conferencia de presidentes ha sido la "constatación de la necesidad de una gobernanza compartida y global", y ha resaltado que institucionalizar estos encuentros es "muy importante", pues permite a cada autonomía aportar desde su territorio a un "espacio común", el de la España "plural" y "diversa".

Ha defendido una "cogobernanza colaborativa" del plan de reconstrucción, y ha destacado que la Comunitat Valenciana va a presentar al presidente del Gobierno, que liderará ese proceso, propuestas para este territorio y para toda España, relacionadas con avanzar en la digitalización, la transición energética y el sostenimiento del estado del bienestar.

Puig ha insistido en trabajar "juntos, más allá de partidismos y de visiones cortoplacistas" y pensando en el interés general, para que de esta forma "nadie se quede al margen" en la salida a la crisis generada por la pandemia, en la que todos deben hacer "un esfuerzo plus".

En cuanto a la respuesta sanitaria a la pandemia, ha pedido "huir del populismo, de la demagogia y de la confrontación estéril", y ha destacado que no existe una dicotomía entre la seguridad sanitaria y la reactivación económica, sino que hay que buscar un "esfuerzo común".

Así, ha explicado que se ha planteado desarrollar un plan específico para consolidar el cluster de fabricación de material sanitario, tanto textil como tecnológico, y que en cualquier compra conjunta que se haga en el futuro de suministros se cuente con las empresas españolas.