EFEValència

El alcalde de València, Joan Ribó, se abstendrá de participar en la votación sobre la creación de una comisión de investigación específica que esclarezca las relaciones de sus familiares con el Ayuntamiento y empresas municipales, que tendrá lugar este jueves en el pleno extraordinario sobre la EMT.

Se trata del punto cuarto de un orden del día, en el que también está previsto votar la petición de su comparecencia para dar cuenta de la vinculación entre el despacho de abogados de su cuñado y el del exsecretario de la EMT.

En el pleno también se votará su reprobación por las "falsedades" que, según la oposición, dijo en el pleno del pasado 14 de noviembre, y la del concejal de Movilidad Sostenible y presidente de la EMT, Giuseppe Grezzi, también por su "falta de transparencia" en todo lo relacionado con el fraude de la EMT y la gestión de la empresa.

En su escrito de petición, Ribó justifica su decisión en que "no quede ninguna desconfianza o prevención" sobre su actuación ni "ninguna sombra de duda" sobre si se encuentra "incurso en alguna causa de abstención o recusación".

"Decido abstenerme de participar en la deliberación, votación, decisión y ejecución del punto cuarto del orden del día de la sesión extraordinaria convocada para el 5 de diciembre a las 10.30 horas", añade.

Detalla que ese epígrafe concreta una "propuesta de acuerdo para la creación de una comisión no permanente de investigación con la finalidad de esclarecer las relaciones contractuales del Ayuntamiento de València y entes del Sector Público Local con los despachos profesionales de SMT Asesores y Abastos Abogados".

Ante esta petición, se ha convocado un pleno extraordinario y urgente quince minutos antes del pleno de la EMT, en el que se propone aceptar la abstención de Ribó en ese punto y autorizar la participación a distancia de la concejala Maite Ibáñez en ambos plenos.

La decisión del alcalde llega en respuesta a la solicitud de recusación presentada por el grupo municipal Ciudadanos por considerar que podría haber "conflicto de intereses", según han explicado a EFE fuentes del partido.

Fuentes municipales han indicado que ante el empate que se prevé en la votación de ese punto por la ausencia de Ribó -el equipo de gobierno suma 17 ediles y la oposición 16-, el voto de calidad recaerá en la portavoz socialista y vicealcaldesa, Sandra Gómez.