EFEOrihuela (Alicante)

El alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana, del PP, ha afirmado que igual que en el pasado la ciudad de València logró un nuevo cauce para el Turia, "ahora le toca" a la comarca de la Vega Baja alicantina arreglar la situación del Segura para evitar inundaciones como las del pasado septiembre.

Bascuñana ha participado en la jornada técnica organizada por la Generalitat en el auditorio de la Fundación CAM en Orihuela para diseñar las estrategias de futuro que conformarán el plan Vega Baja Renhace, donde ha urgido a tomar las medidas necesarias para que no se repita el desastre de hace justo tres meses.

"València logró un nuevo cauce del Turia y ahora le toca a la Vega Baja", ha recalcado Bascuñana, quien ha citado también el caso de Elche y de "otras ciudades" de la Comunitat Valenciana en las que se ha minimizado el riesgo de grandes avenidas gracias a inversiones aprobadas en el pasado.

Ha explicado que Orihuela es una de las localidades más afectadas por las lluvias torrenciales y las crecidas del río Segura, y ha advertido de que los habitantes de la ciudad "no nos resignamos a ser una zona inundable".

Ha evitado pronunciarse si la solución pasa o no por la construcción de un nuevo cauce del Segura a su paso por Orihuela (tipo by-pass) y ha pedido que sean los expertos los que den la receta adecuada para que, a continuación, las administraciones se pongan manos a la obra y consigan los fondos adecuados.

"No queremos tener la espada de Damocles sobre la cabeza pensando si el río inunda, si se anegan los comercios o si se pierden vidas", ha lamentado ya que esto merma las posibilidades de una comarca "puntera" por su protagonismo económico y gran población.

También ha explicado que tendrá una actitud de colaboración y de vigilancia para que la Administración estatal solicite las ayudas correspondientes a las autoridades europeas.

Se ha felicitado del anuncio del president valenciano, el socialista Ximo Puig, de abrir en Orihuela un centro especialmente dedicado al estudio de las inundaciones para que sea referencia en Europa, y ha opinado que esta medida puede ayudar a transformar el desastre del pasado septiembre en "una oportunidad histórica" tanto para la ciudad como para el resto de la Vega Baja.

Por su parte, el conseller de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad, Arcadi España, ha calificado de "importante" esta jornada científica de Orihuela y ha señalado que abre "un periodo de reflexión" tras la emergencia de la gota fría o DANA de septiembre en torno al modelo de desarrollo de la Vega Baja.