EFEValència

La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, ha criticado que el acuerdo de investidura en Andalucía tenga "dos fotos" porque a los partidos implicados les da vergüenza ponerse en la misma, y ha dicho que un pacto "que empieza con la cara baja" y "vergüenza" no sabe hasta qué punto será beneficioso para la ciudadanía.

En la rueda de prensa posterior al pleno del Gobierno valenciano, Oltra ha considerado que un pacto como el que ha alcanzado, por separado, el PP con Ciudadanos y con Vox en Andalucía para investir presidente de la Junta a Juanma Moreno, "es difícilmente asumible desde la postura del Gobierno del Botànic".

Ha explicado que desde la perspectiva del Botànic, la política "no es un instrumento para llegar al poder", sino para "mejorar y facilitar la vida de la gente", y en ello están trabajando, y ha destacado que el pacto valenciano se firmó con "toda la transparencia y honestidad y con todas las fuerzas en la misma foto" y no en dos, como se ha hecho en Andalucía.

"Los pactos políticos deben hacerse con una foto porque cuando uno tiene vergüenza de hacerse la foto con el compañero de pacto es que algo tiene que esconder y que algo no está claro", ha señalado Oltra, quien ha destacado que el pacto del Botànic "tenía una sola foto, con la cara bien alta, porque sus firmantes están orgullosos del pacto".

Ha señalado que un pacto que empieza "con la cara baja y vergüenza" no sabe "hasta que punto será beneficioso para los ciudadanos" y ha indicado que quien tenga vergüenza deberá explicar "la letra pequeña y el milagro que se tiene que producir para que dos pactos se conviertan en uno".

Preguntada por las medidas de apoyo a la familia que se plantean en el pacto entre el PP y Vox, la vicepresidenta del Consell ha afirmado que el Gobierno valenciano basa su política en "el apoyo a las familias, en plural" porque eso de "la familia se acabó prácticamente con la televisión en blanco y negro".

Ha considerado que el apoyo a las familias debe ser a toda esa diversidad y debe centrarse en aquello que necesitan, como es la crianza, y lo demás, ha advertido, es "intentar recortar la libertad de las mujeres y devolverlas a su casa y a la crianza, cuando la crianza es una cuestión social de hombres y mujeres".

"Querer volver al paradigma de familia y mujer es querer tirar atrás la historia 50 años", ha manifestado Oltra, quien ha pedido no confundir "el apoyo a las familias con intentar recortar los derechos de las mujeres" y ha defendido que el Consell ha sido ejemplar en el apoyo a las familias. EFE

ca/jc

(foto)