EFEValència

Un total de 30 medios aéreos trabajan en estos momentos en la extinción del incendio forestal de Venta del Moro (Valencia), para el que se ha activado a 500 efectivos, y que podría complicarse esta tarde por el viento de levante y las tormentas secas que se esperan en la zona.

Así lo ha señalado la consellera de Justicia e Interior de la Generalitat Valenciana, Gabriela Bravo, en declaraciones a los periodistas tras visitar el puesto de mando de los trabajos de extinción del fuego, que ya ha calcinado 1.300 hectáreas.

"Los trabajos se están centrando fundamentalmente en evitar que las llamas sigan avanzando", ha señalado la consellera, quien ha alertado de la "gran complejidad" de los trabajos de extinción por la orografía, ya que es una zona con una perimetración de 40 kilómetros de masa forestal y barrancos que están dificultando los trabajos.

Bravo ha indicado asimismo que la situación meteorológica ha complicado mucho el incendio, fundamentalmente las altas temperaturas y los vientos de noroeste, sobre todo el viento de levante que se teme que pueda soplar también esta tarde.

Además, ha señalado la consellera, sobre las 16.00 y las 17.00 horas se espera que se produzcan en la zona tormentas secas que puede activar en un momento dado la potencia de las llamas "sobre todo si estas tormentas van acompañadas de vientos".

En la zona hay activados 500 efectivos -300 bomberos de los consorcios provinciales y de la Generalitat con apoyo de Castilla-La Mancha, y la UME ha desplegado a 237 militares- y en el terreno afectado están actuando en estos momentos 300 profesionales.

Además, se han desplazado a la zona 30 medios aéreos, con el apoyo del Gobierno central, Castilla-La Mancha y los recursos propios de la Generalitat Valenciana. EFE

eb/im

(foto)