EFEValència

Las Oficinas de Asistencia a las Víctimas de Delitos (OAVD) han atendido durante los 99 días de estado de alarma a 5.819 personas, de las cuales 3.644 han sido mujeres víctimas de la violencia de género.

La consellera de Justicia, Interior y Administración Pública, Gabriela Bravo, ha asegurado que las 5.819 víctimas que se han atendido durante este periodo, con confinamiento incluido, "sigue siendo un número elevado que demuestra la necesidad y la importancia del servicio que implementamos hace dos años y medio".

En total, las OAVD de la Generalitat ha realizado un total de 10.655 actuaciones entre el 14 de marzo y el 20 de junio, es decir, un promedio de 108 cada día.

La consellera se ha expresado así en el transcurso de una reunión, por videoconferencia, con los equipos de coordinación y dirección de las OAVD, que, en estos tres meses, ha asistido a un total de 5.819 víctimas, de las que 1.341 han sido atendidas por primera vez.

De todas ellas, el 96,79 por ciento de las víctimas asistidas son mujeres, de las cuales, 3.466 eran mujeres víctimas de violencia de género. Dentro de este grupo, a su vez, el 23,37 por ciento (810) acudían a una de las 26 oficinas de la red por primera vez, mientras que el resto ya tenían expedientes abiertos.

La consellera ha recordado que la valenciana "es la única comunidad que ha puesto en marcha una red de oficinas de asistencia a las víctimas con personal totalmente especializado y equipos multidisciplinares para atender a las víctimas".

No obstante, la media de víctimas asistidas durante el periodo del estado de alarma ha sido de 411 a la semana (59 víctimas al día) en toda la Comunitat Valenciana. En 2019, la media semanal de víctimas asistidas fue de 503 (72 al día), por lo que se observa una disminución del 18,29 por ciento.

También se ha producido un descenso acusado en la asistencia a nuevas víctimas de violencia de género, dato que, en comparación con 2019, ha disminuido en un 67,05 por ciento, debido, entre otros factores, a las medidas de confinamiento y a la paralización de parte de la actividad procesal en los juzgados y tribunales valencianos.