EFEElche (Alicante)

El cierre de las playas a los bañistas por la posible presencia de la 'Carabela portuguesa' ya se extiende entre El Campello y Elche después de que este último ayuntamiento haya acordado izar la bandera roja para sus playas más orientales.

La concejal ilicitana de Turismo, Mireia Mollà, ha informado en rueda de prensa de que el cierre afecta a tres de las playas del término municipal, las más orientales, concretamente a la del Carabassí, El Altet y Arenales del Sol mientras que las de la Marina, El Pinet y El Rebollo (más al occidente) siguen abiertas, al no haber constancia de ejemplares de la 'Carabela'.

Las playas de El Campello llevan tres días cerradas y las de Alicante cumplen hoy su segunda jornada con la prohibición del baño.

La decisión del ayuntamiento de Elche se ha tomado tras conocer las predicciones del Instituto de Ecología del Litoral sobre la presencia de esta especie tóxica y muy parecida a las medusas en las playas de Elche durante los días 18, 19 y 20 de mayo.

Mollà ha destacado la aparición de ejemplares en la playa del Carabassí, y ha añadido que ya que se han encontrado también en Urbanova –perteneciente al término municipal de Alicante–.

El Ayuntamiento de Elche ha tomado la decisión del cierre de estas playas tras la consulta con VisitElche, la Policía Local y el Instituto de Ecología del Litoral.

Desde primera hora de la mañana ya se han izado en estas playas la bandera roja, que prohíbe el baño, así como la de medusas.

Mollà ha indicado que ya que mañana comienza el servicio de salvamento y socorrismo de las playas ilicitanas, la empresa contratada será la encargada de comprobar la presencia de carabelas portuguesas.