EFECastelló

La Vicepresidencia Segunda y Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, a través de la Entitat Valenciana d´Habitatge i Sòl (EVha), llevará a cabo por segunda vez la desinfección de las zonas comunes del grupo de vivienda pública San Lorenzo de Castelló, donde se ha detectado un brote con 23 casos de infectados por la COVID-19.

A primeros de junio, la conselleria ya ejecutó trabajos de limpieza y desinfección de los elementos comunes de este grupo de viviendas, como medida de choque ante la situación provocada por la pandemia, según han informado fuentes de la Generalitat.

Ahora, tras detectarse un brote en un núcleo familiar residente en San Lorenzo, se va a realizar de nuevo una desinfección profunda en las zonas comunes, que está prevista que comience el próximo lunes.

Concretamente, los trabajos consistirán en la limpieza y desinfeccion de la plaza y soportales exteriores así como de los zaguanes, escaleras y ascensores de los seis edificios de viviendas que forman el grupo.

Un total de diez operarios realizarán las labores debidamente equipados con EPI adecuados para la desinfección (batas desechables, mascarillas, gafas de protección, guantes nitrilo, etc) y productos desinfectantes con base alcohólica e hipoclorito sódico, según marcan las recomendaciones del Ministerio de Sanidad. En aquellos edificios con ascensor, se empleará generador de vapor.

Para la correcta realización de las tareas, se avisará a los vecinos de los horarios de desinfección y se les proporcionará información de las franjas horarias de trabajo en cada una de las escaleras.