EFEValència

Las temperaturas mínimas han descendido un promedio de 4 grados en las últimas horas en el área de València y en muchas ciudades litorales de las provincias de Valencia y Castellón, lo que, unido a una menor humedad relativa (hoy es del 60 %, mientras que ayer fue del 90 %), ha generado una sensación de "fresco agradable".

Según la Agencia Estatal de Meteorología, en el interior norte de Castellón el descenso de las mínimas ha sido mayor que en la costa, con una bajada de entre 6 y 8 grados, por lo que en esta zona el primer día de agosto ha amanecido con "fresco".

Entre otros municipios, en Morella se ha registrado una temperatura mínima de 10 grados, 9,6 en Vilafranca, 8,0 en Fredes y 7,9 en Castellfort.

Aemet ha destacado que se ha renovado la masa de aire y que, además, es más seca, con menos humedad, lo que también contribuye a un "mayor confort térmico".

Del mismo modo, esta masa de aire renovada tiene menos partículas en suspensión, por lo que la atmósfera es más transparente, la visibilidad horizontal muy buena y el cielo de "un azul más intenso de lo que suele ser habitual" en verano.