EFEValencia

Investigadoras de la Universitat Politècnica de València (UPV) participan en Hypate, un proyecto que pretende fabricar instrumentos musicales a partir de materiales de fuera de nuestro planeta como el polvo y las rocas de la Luna y de Marte.

El objetivo es crear instrumentos cerámicos de percusión, como campanas y shakers, empleando simulantes de regolito lunar y marciano, según ha informado la institución académica en un comunicado.

El regolito consiste en esa primera capa de suelo no consolidado formado por pequeños fragmentos de roca y minerales sueltos, y para obtener este compuesto, la investigación se ha asociado con Exolith Lab, entidad que colabora directamente con la NASA.

Paralelamente, el equipo de Hypate creará instrumentos cerámicos con materiales terrestres para después comparar las propiedades acústicas de ambas líneas de instrumentos.

El trabajo de las investigadoras del Instituto de Tecnología de Materiales (ITM), de la UPV, se centra en la caracterización del material de partida, la sinterización en diferentes hornos y el estudio de sus propiedades finales.

"Analizamos el polvo microestructuralmente, estudiando parámetros como su morfología o la densidad; y realizamos también moliendas de alta energía para romper aglomerados y reducir el tamaño de grano para posteriormente estudiar su empaquetamiento", detalla Amparo Borrell, técnica superior del Departamento de Ingeniería Mecánica y de Materiales e investigadora del Instituto de Tecnología de Materiales de la UPV.

Según Borrell, "una vez que tenemos el material lo prensamos y lo introducimos en los diferentes hornos de alta temperatura, convencionales o no-convencionales como son las microondas. Y, cuando ya tenemos el material denso, lo caracterizamos y analizamos sus propiedades mecánicas y térmicas".

El proyecto, promovido por el diseñador de instrumentos musicales Carlos Traginer, cuenta con la participación también de investigadores del Instituto de Geociencias, IGEO (CSIC-UCM), el Instituto de Cerámica y Vidrio (CSIC) y la Universidad Camilo José Cela (UCJC), así como de diferentes artistas del ámbito de la música y la cerámica.

"La idea es hacer instrumentos musicales, pero no descartamos otro tipo de aplicaciones como pueden ser herramientas, construcciones, y todo tipo de necesidades que se puedan tener en la Luna cuando se esté instalado allí", añade Amparo Borrell.

Completan el equipo Rut Benavente, también investigadora del ITM-UPV; Jesús Martínez Frías, doctor en Ciencias Geológicas y experto en Meteoritos, Geología Planetaria y Astrobiología e investigador del IGEO (CSIC-UCM); y Enrique Martínez Martín, geólogo e investigador predoctoral (UCJC).

También Ana Felipe Royo, artista plástica especializada en cerámica; Javier Tejado Mata, doctor en Técnicas Avanzadas de Construcción y profesor especialista en Acústica; Rodrigo Moreno Botella, doctor en Ciencias Químicas y profesor de investigación en el Instituto de Cerámica y Vidrio del CSIC, y el músico Pedro Barceló Cartagena.