EFEValència

Varias sociedades de médicos de familia y pediatras de la Comunitat han alertado a la Conselleria de Sanidad de que cerrar centros de salud para trasladar a los profesionales a hospitales y a hospitales de campaña, con el fin de hacer frente a la pandemia del coronavirus, es un error "temerario", porque deja a los pacientes sin servicio se seguimiento.

En este sentido se pronuncia la Sociedad Valenciana de Medicina Familliar y Comunitaria (SOVAMFIC) en un comunicado divulgado hoy y firmado por diversas sociedades científicas. El comunicado señala que “no cuestionamos la necesidad de habilitar medidas excepcionales”, pero hacerlo “a costa de desmantelar Atención Primaria nos parece temerario y un grave error”. Con esta medida, advierten, se dejará de dar servicio y hacer un correcto seguimiento de los casos respiratorios leves y del resto de enfermedades crónicas que precisan de una atención tanto en los centros de salud como en el domicilio.

Asimismo, los profesionales cuestionan que se haya puesto en marcha desde Sanidad una agenda de seguimiento telefónico a la que pueden acceder los pacientes, mientras "se están empezando ya a cerrar algunos consultorios y se prevé un plan de contingencia de cierre de centros de salud que dejarán a barrios completos sin la asistencia que la Atención Primaria ofrece”.

Los representantes de Medicina de Familia y de Pediatría piden a la Administración que no “se olvide que la mayoría de ciudadanos nos necesitan cerca, a cualquier hora, en sus barrios y visitándolos en casa”, por lo que es necesario encontrar un equilibrio.

A través del comunicado, las sociedades científicas reconocen el esfuerzo y la dificultad que existe para la toma de decisiones por parte de los responsables políticos y los gestores sanitarios cuando se está trabajando en un entorno tan complejo, difícil y cambiante. Por ello, plantean medidas con el objetivo de ayudar a resolver de la manera más eficiente la alarma sanitaria mejorando el funcionamiento de los centros de salud.

Como propuestas destacan la urgencia de proporcionar medidas de prevención a todo el personal, habilitar el diagnóstico precoz en personas especialmente vulnerables para iniciar un tratamiento antes de que aparezcan complicaciones (lo que disminuiría la presión en hospitales y también la mortalidad), y posibilitar el teletrabajo de personal sensible que tenga aconsejado el aislamiento en su domicilio.

Otras medidas serían la gestión de la incapacidad temporal sin necesidad de emitir físicamente ni remitir partes de baja y estrategias para la restar burocracia a la Atención Primaria.

La nota está firmada por la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), la Sociedad Valenciana de Medicina Familiar y Comunitaria (SOVAMFIC), la Sociedad Española de Medicina General y de Familia (SEMG), la Sociedad Valenciana de Pediatría (SVP), la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención Primaria (SEPEAP), la Asociación Valenciana de Pediatría de Atención Primaria (AVALPAP) y la Asociación de Pediatría Extrahospitalaria de la Provincia de Alicante (APEPA). EFE

ftv