EFEValència

El Premio Rey Jaime I de Medio Ambiente 2019, José Antonio Sobrino, asegura que ante la crisis sanitaria del coronavirus hay que ser “todo lo contundente que se pueda con el confinamiento” y ha reclamado que se priorice a los trabajadores sanitarios y se proteja a los ciudadanos.

Sobrino, en declaraciones remitidas a EFE, afirma sobre las medidas que se están tomando en contra del coronavirus que todavía “queda mucho que aprender sobre la forma en que el COVID-19 afecta a los humanos”.

Por esa razón, destaca, “debe primar el principio de precaución”, y recuerda que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el coronavirus “parece que es más letal y tiene más transmisibilidad que la gripe, y de momento no hay ninguna vacuna ni tratamiento específico”.

Para Sobrino, “el principio de precaución justifica que hay que ser todo lo contundente que se pueda en el confinamiento” aunque indica que, evidentemente, “es imprescindible que siga funcionando el sector agroalimentario, que no se rompa ningún eslabón de la cadena para evitar el desabastecimiento”.

También defiende que siga funcionando la industria química y la farmacéutica, y todas aquellas actividades que no ponen nada en riesgo como el teletrabajo. “Exceptuando esos casos, la ciudadanía tiene que ser consciente y quedarse en casa”, asevera.

Según el Premio Rey Jaime I de 2019, “los datos sobre la gravedad han ido variando en el tiempo y por tanto deben interpretarse con precaución” y señala que las cifras de China muestran una proporción de defunciones entre los casos confirmados del 3 % aproximadamente.

A su juicio, “se ha instalado un relato que minusvalora el impacto del virus porque únicamente afecta a mayores de 80 años con presencia de comorbilidad, lo que además de insolidario, no es cierto”.

Por ello, ha reclamado “disponer del equipamiento necesario para la protección de los ciudadanos, priorizando mientras esto no sea posible a los trabajadores sanitarios tal y como recientemente ha indicado Maria Van Kerkhobe, de la OMS”.

El problema, recuerda Sobrino, es el desconocimiento que aún se tiene, e indica que un reciente trabajo publicado en el New England Journal of Medicine asegura que el virus puede sobrevivir hasta 3 horas en el aire dependiendo de la temperatura y la humedad.

En esta línea, añade, se están realizando nuevos experimentos para estudiar como la humedad, la temperatura y la radiación ultravioleta afectan al virus.

“Minimicemos el riesgo y evitemos salir a la calle, y cuando no tengamos más remedio que hacerlo, hagámoslo protegidos”, aconseja Sobrino, que informativamente recomienda seguir siempre fuentes oficiales como el Ministerio de Sanidad, la OMS, los expertos sanitarios y las publicaciones en revistas científicas.