El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha visitado este jueves la Feria de Navidad de Xixona, que cumple su décimo aniversario, y la ha considerado un símbolo de los "valores que unen y nos representan como valencianos y valencianas".

Ximo Puig ha subrayado la importancia del municipio alicantino de Xixona en la Navidad valenciana y ha destacado el valor del turrón en las celebraciones festivas, según un comunicado de la Generalitat.

Durante su intervención, el jefe del Consell ha manifestado la importancia del pueblo de Xixona en la tradición navideña valenciana.

"Aquí nació el concepto de la Navidad valenciana porque el turrón es el alma de esta festividad", ha señalado.

En este sentido, ha recalcado que, en estas fechas de unión y convivencia, acontecimientos como este se convierten en un "espacio de reencuentros e ilusiones" que, además de reivindicar el turrón, ayuda a que en el mundo "tengamos un mayor reconocimiento".

El Jefe del Consell ha mostrado su agradecimiento a todos los que han hecho posible esta feria y a los comerciantes por su esfuerzo y trabajo.

"No hay que perder nunca la perspectiva de humanidad que hay detrás del turrón, de los trabajadores y trabajadoras y las empresas que son marca Comunitat Valenciana", ha indicado.

A la visita también han asistido el conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler y la consellera de Justicia, Administración Pública, Reformas Democráticas y Libertades Públicas, Gabriela Bravo.