València, 12 may (EFE). La Conselleria de Sanidad va a estudiar medidas contra una clínica privada por su "presunto incumplimiento de la Estrategia Nacional de Vacunación", sin responder a sus "requerimientos" y utilizando las vacunas de AstraZeneca "que se les facilitaron bajo unos criterios determinados".

Así lo han señalado desde Sanidad tras publicar el diario Levante-EMV que el Hospital Quirón de València, pese a la contraindicación del Ministerio de Sanidad, ha decidido administrar la segunda dosis de AstraZeneca al personal sanitario menor de 60 años que ya había recibido la primera dosis de este suero.

Según el diario, el hospital ha decidido suministrar la pauta completa del fármaco al "personal asistencial", que recibió la primera dosis a mediados de febrero, cuando la vacuna llegó a los centros privados para inmunizar a su personal.

A finales del mes de abril, la Comisión de Salud Pública decidió suspender la administración de la segunda dosis de esta vacuna, tras producirse algunos efectos adversos, y aplazó de 12 a 16 semanas el plazo para hacerlo, a la espera de un estudio que realiza el Instituto de Salud Carlos III.

Consultado por la Agencia EFE, el centro hospitalario aún no ha ofrecido su versión de lo ocurrido. EFE