EFEValència

El presidente de la Fundación para el Español Urgente (Fundèu BBVA), Mario Tascón, ha destacado que las fake news o noticias falsas son un fenómeno muy antiguo, que se difunden mejor que la verdad porque se mueven en el eje de lo emocional y suelen transmitir aquello que la gente quiere creer.

Tascón ha participado en las VII Jornadas de Periodismo Digital, organizadas por el Observatorio de Investigación en Medios Digitales de la Universidad CEU Cardenal Herrera, donde ha ofrecido una charla sobre los retos de la lengua española en internet y sobre los bulos o noticias falsas.

Tras presentar un vídeo que recoge 46 palabras distintas del español para referirse a las fake news, ha explicado que éstas tienen un 70 % más de probabilidades de ser retuiteadas que las noticias verdaderas debido a que se perciben como novedosas y a que provocan sentimientos.

Ha asegurado que fabricar una noticia falsa es "muy barato", ya que la calidad no es necesaria y "basta con una imagen y un texto en mayúscula", y ha destacado que funcionan porque "nadie cree en los hechos", de manera que lo que prima no es la verdad sino la verosimilitud.

Tascón, que fue el primer director e impulsor de la web Elmundo.es, director general del área digital del grupo Prisa entre 2000 y 2008 y editor de Diximedia y proyectos como Lainformacion.com, ha asegurado que la prensa está en desventaja cuando tiene que competir con "un supervendedor, con una capacidad de manipulación instintiva, que sabe enmarcar y repite a menudo".

Sobre el lenguaje periodístico digital, ha considerado que sus retos pasan por la mejora del uso del hipertexto, la lectura no secuencial, la estructura de capas, los diálogos asíncronos, la escritura adaptada a las máquinas lectoras, así como el uso de símbolos y los reflejos de la oralidad en el texto informativo.

Ha señalado que el de los medios de comunicación es de los sectores que peor ha avanzado en la transformación digital, y ha defendido "la imaginación y la creatividad" a la hora de utilizar y combinar los nuevos lenguajes siempre que se haga "con cabeza" y "con claridad".

En este sentido, ha señalado que el deterioro del lenguaje en los medios de comunicación no proviene, a su juicio, tanto por la irrupción de esos nuevos lenguajes, sino porque "hay menos cuidado en la expresión, no hay tanta exigencia ni tanta posibilidad de corregir, por la rapidez de publicación y por la escasez de personal".

Para Tascón, quién participó en la primera edición de estas Jornadas hace veinte años, actualmente los medios deben adaptarse a la conversación en la red. "Los periodistas creíamos que la gente quería escucharnos y lo que realmente quiere es hablar, y eso cambia el modelo discursivo", ha señalado.