EFEValència

El Consorcio Provincial de Bomberos de Valencia contará este año con más de 660 efectivos para hacer frente a la campaña estival contra incendios forestales.

Junto a ellos, 27 brigadas de Bomberos Forestales, 56 brigadas de prevención de Diputación de Valencia y medio centenar de unidades de vehículos terrestres y medios aéreos, según un comunicado del Consorcio.

Este verano dispondrán de 2 nuevas Bombas Forestales Pesadas (BFP) de cabina simple y 5 Bombas Urbanas Pesadas (BUP) 4x4 de refuerzo en incendios forestales que han sido adquiridas este mismo año, según ha explicado el presidente del Consorcio, Josep Bort.

También con el Puesto de Mando Avanzado (PMA), el vehículo que incorpora las últimas tecnologías, como comunicaciones a través de Satélite con lugares donde el resto no reúnen, un equipo informático que asegura conexión y gestión de cualquier incidente sobre el terreno y acceso a las bases de datos cartográficos de recursos y que está en marcha desde el año pasado.

En cuanto al comportamiento esperable de los incendios, Bort ha explicado que las "abundantes lluvias del mes de abril han rebajado el estrés hídrico".

"Nos adentramos en una época con días más largos, de más calor y sequedad y el escenario de evolución es el normal y esperado. Por lo tanto, dependeremos mucho del régimen de poniente y de la cantidad de días que esté sin llover. Cuanto más días de poniente y sin precipitaciones, mayor es el riesgo", ha indicado.

Entre enero y mayo de 2019 se han registrado en la provincia de Valencia un total de 1.206 incendios de vegetación, de ellos 1.101 de matorral, 51 en urbanizaciones, 26 forestales y 28 rural/forestal.

Si se compara esta cifra con la del mismo periodo del 2018 se observa un "notable descenso", puesto que entre enero y mayo del año pasado hubo 1.525 incendios, de ellos 1.461 de matorral, según las fuentes.

En cuanto a la prohibición de efectuar cremas y actividades en la montaña, el periodo previsto comprende del 1 de junio al 16 de octubre, indican desde el Consorcio, que destaca que la prevención "es clave para afrontar los incendios forestales".

"La concienciación de la población que tiene una vivienda junto a la montaña es crucial. Tiene que saber el que implica y tiene que hacer el que esté en su mano, como mantener neta su parcela", ha apuntado Bort.

El dispositivo humano estará formado por 660 bomberos del Consorcio, 140 voluntarios, 27 brigadas de bomberos forestales, 56 brigadas de prevención de Diputación de Valencia.

El material estará compuesto por 27 autobombas y 10 bombas forestales pesadas del Consorcio, 6 helicópteros (2 con BHF), 4 AirTractors (Enguera y Siete Aguas) y 2 AirTractors anfibios del Ministerio (Rebollar).