EFEValència

La Fiscalía de Valencia ha abierto diez diligencias de investigación para conocer las circunstancias y datos en las que se han producido negativas de tutores a que los ancianos internos en residencias hayan sido vacunados, y no descarta pedir órdenes judiciales.

Fuentes de la Fiscalía de València han confirmado a Efe que desde esta instancia se ha enviado a la Fiscalía General del Estado un informe en el que se expresa preocupación por el incremento de los contagios en residencias a lo largo de dos oleadas, la primera, hasta verano, y la segunda, desde julio hasta la actualidad. En todo caso, el informe reconoce que se incrementan los contagios, pero descienden los fallecimientos.

Así, en la primera ola se registraron 2.464 contagios en residentes y, de ellos, fallecieron 565; en la segunda ola, la cifra se ha elevado por el momento hasta los 3.611 contagiados y hay 437 fallecidos. En total, 1.002 residentes fallecidos por covid-19 en la Comunitat.

También se han disparado los contagios entre los trabajadores de las residencias: en la primera ola se contagiaron 840 empleados y en la segunda la cifra asciende hasta los 1.673, el doble.

El informe destaca la mejoría en la segunda ola de la atención a los residentes, y también que, en ese sentido, la mayor parte de los fallecidos ha recibido antes atención hospitalaria, y no ha muerto en la propia residencia.