EFEValència

La Inspección de Trabajo ha resuelto como "falsas becas" el trabajo que realizaban 28 becarios en Presidencia de la Generalitat València y les ha dado de alta en la Seguridad Social al realizar labores de comunicación como si fueran "un trabajador más".

En una rueda de prensa, la secretaria de Empleo y Formación de Comisiones Obreras del País Valencià (CCOOPV), Ana García, ha denunciado que esta inspección se realizó tras una denuncia que interpuso CCOO y a través de ella se han analizado cuatro departamentos de Presidencia de Generalitat, como el de publicidad e imagen institucional, planificación y análisis informativa, el de redes sociales y el de audiovisuales.

Además de las 28 personas becarias de Presidencia de la Generalitat, Inspección de Trabajo también ha resuelto las denuncias de ocho personas con beca en la Diputación de València y de una persona en el Archivo de Reino de València.

Por su parte, Soledad Fernández, responsable de Acción Sindical en la Federación de Servicios a la Ciudadanía de CCOO, ha explicado que la Generalitat "tendrá que abonar las cotizaciones de estos trabajadores según la base reguladora de una persona empleada pública en la misma categoría".

Según Fernández, en este caso el trabajador pasaría de cobrar 1.069 euros, "que es lo que estaban cobrando ahora", a un salario de alrededor de 2.700 euros mensuales, "contando las dos pagas extraordinarias".

Estas personas "tienen efectivamente" el derecho a reclamar una diferencia salarial como cualquier trabajador laboral, y esa es, de alguna forma, "la oferta que les hemos hecho tal como han salido las resoluciones", ha comunicado la responsable de Acción Sindical.

La Generalitat, ha continuado Fernández, "tendrá que hacer efectivas las cotizaciones del total de la beca" y los becarios "tendrán el derecho al paro".

Además, también tienen derecho a que esa experiencia sea reconocida en los procesos selectivos de las administraciones "porque ha sido laboral y no una beca de aprendizaje", y en "caso de que se termine la beca", según CCOO, el becario "tendría derecho a hacer una demanda por despido con la correspondiente indemnización de 20 días".

En el caso de que un juez determinase que se tratan de "personas indefinidas no fijas", la administración pública "tiene dos alternativas: O crear un puesto de trabajo y ofertarlo, o indemnizar a las personas becarias", ha declarado.

Desde CCOO han denunciado que la Generalitat está actuando "de forma equivocada" y han reclamado "desarrollar el Estatuto de Prácticas no Laborales" a nivel estatal para que "haya un futuro para nuestra juventud y dignificar el futuro para ese colectivo".