EFEValència

Las tres personas fallecidas la madrugada de este sábado en una vivienda de Catarroja (Valencia) por una posible intoxicación por monóxido de carbono son un matrimonio originario de Rumanía y su hijo, y han sido hallados por la otra hija de la pareja.

Así lo han afirmado a EFE vecinos y amigos de esta familia, que llevaba unos 20 años viviendo en Catarroja, así como el alcalde de la localidad, Jesús Monzó, que se ha puesto a disposición de la única superviviente por si tiene algún tipo de necesidad.

El suceso ha ocurrido sobre las 02.30 horas de la madrugada de este sábado, cuando la hija del matrimonio ha regresado a la vivienda y ha hallado los cuerpos sin vida de sus padres y su hermano, así como también de las dos mascotas de la familia, un perro y un gato.

La joven ha sido quien ha alertado a los servicios de emergencia, que han acudido al lugar, y según han señalado, todo parece indicar que el origen del monóxido de carbono estaría en una mala combustión en los elementos de calefacción, según el Consorcio Provincial de Bomberos.

Los vecinos han explicado a EFE que el padre era mecánico y la madre trabajaba como limpiadora, y el alcalde ha señalado que no tienen constancia de que fueran usuarios de los servicios sociales municipales.

En todo caso, ha dicho que el Ayuntamiento de Catarroja se ha puesto a disposición de la familia para cualquier necesidad que tenga.

Desde el Consistorio, han agradecido la "rápida actuación" de la Policía Local, que ha evitado "una desgracia mayor", así como la labor de los cuerpos de bomberos y de la Guardia Civil.

Juan José Moreno, vecino y amigo de los fallecidos desde hace muchos años, ha explicado que el padre, Vasilio, era mecánico, albañil y muy manitas y hace tiempo montó él mismo una caldera y la instalación en la vivienda.

Rafael Quirós, vecino de los fallecidos, ha afirmado que ha conocido esta mañana la noticia, pues anoche no oyó nada, y ha explicado que en la vivienda únicamente vivían estas cuatro personas.