EFEAlicante

El ayuntamiento de Calp ha decretado tres días de luto oficial por el fallecimiento este domingo de dos jóvenes vecinos de la localidad, primos de origen colombiano de 19 y 24 años, cuando se bañaban junto al Peñón de Ifach arrastrados por el mar.

La alcaldesa de Calp, Ana María Sala, ha firmado un decreto por el que se establecen las 72 horas de luto, del 25 al 27 de abril, en señal de condolencia y respeto, periodo en el que las banderas ondearán a media asta en todos los edificios municipales.

Además, la alcaldesa ha decidido suspender todos los actos públicos organizados por el ayuntamiento a través de sus áreas y concejalías.

Las víctimas mortales eran muy conocidas en esta turística localidad de la costa de Alicante ya que sus padres participan activamente en un conocido club de fútbol de veteranos.

Los hechos ocurrieron sobre las 16 horas de este domingo cuando el chico de 19 años, Pedro José Antonio O.R., saltó al agua desde el área del helipuerto ubicado en el peñón, a dos metros de altura sobre una zona de baño, y el estado de la mar impidió que pudiera volver a tierra por sí mismo, por lo que varios bañistas saltaron al agua para tratar de ayudarle.

El joven de 19 años fue hallado sin vida sobre las 22.20 horas de ayer y el de su primo de 24, Juan Sebastián O.Ch., uno de los que se había lanzado al rescate y que también fue arrastrado por las corrientes marinas, ha aparecido fallecido a primera hora de este lunes, en torno a las 11.

Un tercer hombre a la deriva, en este caso un voluntario con chaleco salvavidas que había acudido a la emergencia, permaneció un tiempo a merced de las olas, pero finalmente pudo salir del agua.

Las dos víctimas mortales han sido halladas dentro de un amplio dispositivo de búsqueda en el que han intervenido un helicóptero de rescate de Salvamento Marítimo y otro del Consorcio de Bomberos, una lancha de salvamento de Cruz Roja, una patrullera de la Guardia Civil con un destacamento del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil y varias patrullas de la Policía Local de Calpe.