EFEBuenos Aires

El Gobierno argentino anunció hoy, en el marco de una reunión del Foro Económico Mundial para América Latina que se desarrolla en Buenos Aires, que dará 1.000 becas para estudiar en universidades a refugiados sirios.

En colaboración con las ONG Open Society Foundations y Blue Rose Compass, Argentina implementará un programa que ofrecerá plazas universitarias -inicialmente en centros públicos y de la zona de Buenos Aires- y una ayuda económica para alojamiento y alimentación. "El presidente (Mauricio) Macri, al llegar a la Presidencia, en diciembre de 2015, dio un mensaje muy claro, queremos estar abiertos al mundo", expuso el ministro de Educación argentino, Esteban Bullrich, encargado de hacer el anuncio en una rueda de prensa.

"Necesitamos resolver los problemas argentinos pero también los del mundo en el que vivimos. Siria es nuestro problema hoy y todos los líderes del mundo deberían ser conscientes", continuó.

Los estudiantes serán elegidos por las fundaciones colaboradoras y, una vez en el país suramericano, serán alojados con familias argentinas.

El visado les permitirá estudiar pero también trabajar desde el momento de llegada.

"Nos van a enriquecer como sociedad, por ende nos gustaría que se queden aquí (...) Vienen a enriquecer esa cultura tan diversa que tiene nuestro país", manifestó Bullrich, que explicó que primero comenzarán la experiencia con un contingente reducido de estudiantes, en torno a la veintena.

Por parte de Blue Rose Compass, una organización sin ánimo de lucro dedicada a dar oportunidades a jóvenes refugiados para desarrollar su talento, la fundadora Lorna Solís dijo que buscarán que las becas sean 50 % hombres y 50 % mujeres.

El programa no buscará solo "buenos estudiantes" sino futuros "líderes", compartió.

"Estamos buscando a seres humanos increíbles que viven en condiciones increíblemente desafiantes", añadió.

Para Solís, los últimos ataques con armas químicas fueron algo "diferente" a todo lo que había ocurrido hasta ahora y demuestran que "más que nunca necesitamos ayudar a los sirios".

"Es una catástrofe y un fallo total de la humanidad que estemos viendo esto (...). Desearía que más países hicieran lo que está haciendo Argentina", subrayó.

Desde Open Society, fundación de George Soros, Daniel Gonzáles apunto que el programa no solo "dará protección a gente con mucha necesidad" sino que también "mejorará el talento aquí en Argentina".

"Hay una cosa de la que creo que los sudamericanos deberían sentirse particularmente orgullosos a pesar de sus diferencias y desafíos, sus políticas de migración y reasentamiento", afirmó.

"Tiene que ver con aspectos de nuestra cultura y de hospitalidad, pero creo que es más porque somos pragmáticos. Es demasiado costoso tratar de cruzar fronteras, es demasiado costoso tratar de evitar que la gente se mueva alrededor del mundo y este programa de becas es un ejemplo de maximizar los beneficios del desplazamiento", señaló.

La versión latinoamericana del Foro de Davos, que se celebra por primera vez en Buenos Aires, concluye hoy tras dos jornadas en las que participan algo más de un millar de líderes mundiales y expertos de las finanzas, el mundo empresarial, la política y la sociedad civil.