EFESantiago de Chile

Más de un millar de empresas de 22 países participan en Chile en la tercera edición del Congreso Latinoamericano de Tecnología y Negocios América Digital, el foro sobre telecomunicaciones, innovación, comercio y marketing digital más importante que se realiza en América Latina.

El congreso, que comenzó este miércoles y finaliza el jueves, reúne a más de 5.000 profesionales que podrán participar en ruedas de negocios y asistir a 60 conferencias de expertos internacionales. El objetivo del foro es detectar las nuevas tendencias y compartir las mejores prácticas y soluciones tecnológicas para mejorar los procesos de gestión, comunicación y marketing de las empresas.

"Mucha gente dice que venir al congreso equivale a hacer un máster en tecnologías digitales en dos días. Queremos acelerar la adopción de estas tecnologías por parte de las empresas, migrar la economía de los países hacia economías digitales", dijo a Efe el director de América Digital, Lesley Robles.

El responsable del congreso señaló que conocer las últimas tendencias en tecnología e innovación puede llevar a descubrir "los nuevos Uber y Facebook".

El ministro de Economía, Luis Felipe Céspedes, expuso durante la inauguración del congreso los avances de la agenda digital que impulsa el Gobierno.

Céspedes explicó a Efe que este tipo de foros, en el que participan las principales compañías tecnológicas del mundo, son útiles para que las empresas tomen consciencia de que "la tecnología debe estar en el centro de su estrategia".

"Muchas veces nuestras empresas ven la tecnología como un departamento de servicios ajeno a su negocio principal", señaló el ministro de Economía.

"En Chile y la región necesitamos que la innovación y el desarrollo tecnológico sean el centro del crecimiento de nuestras empresas", añadió.

Céspedes sostuvo que el desafío de Chile es desarrollar soluciones tecnológicas en los "sectores estratégicos" de su economía, como la minería o la energía solar.

"Somos un país minero, la cantidad de inversión que vamos a seguir teniendo en minería es muy significativa, y tenemos que ser capaces de aprovechar los desafíos productivos en ese sector, como la minería subterránea, para desarrollar tecnología que pueda ser exportada en el futuro", apuntó.